Maryón Chávez Idea guardada 1 veces
La valoración media de 9 personas es: Muy buena

Calentamiento físico para mejorar tus rutinas de ejercicio

Es de suma importancia el calentamiento físico antes de practicar cualquier tipo de ejercicio para evitar lesiones musculares y contracturas. El calentamiento depende del ejercicio  específico que vayas a practicar y este debe de durar de 15 a 20 minutos. 



Por lo general, se recomienda primero hacer ejercicios aeróbicos para ir preparando al cuerpo y continuar con una pequeña carrera. Existen 3 fases a seguir para un buen calentamiento físico, siguiendo estos pasos no habrá ni un pretexto más para poder desarrollar tus rutinas de ejercicio y dar el 100% de tu esfuerzo.



Fase 1
Debes empezar con una caminata para aumentar tu ritmo hasta terminar en una suave carrera.



Otra forma de aumentar tu ritmo es utilizando una bicicleta estática para ir ganando ritmo y empezar a calentar poco a poco. 



Fase 2
En este momento es muy importante calentar los músculos del cuello, logrando girar la cabeza en pequeños círculos. Hay que preparar también los brazos con círculos en las manos. En la última parte de esta fase, debemos realizar por 20 minutos abdominales para preparar los músculos del abdomen.  

Ejemplo 1



Ejemplo 2



Ejemplo 3



Fase 3
Esta fase se limita a las actividades que vayas a realizar. Es aquí donde debes ejercitarse con los movimientos que tu ejercicio te pida para que tu cuerpo se vaya acostumbrando al ejercicio que realizará en los próximos minutos y así evitar desgarres.



Lo importante de calentar es estirar los músculos y respondan mejor hacia cualquier ejercicio que vayas a realizar. Recuerda que las rutinas que realices las debes hacer con entrega y compromiso para que te sientas cómoda contigo misma. Todo el ejercicio debe ser constate para mejores resultados, así que anímate y empieza a mejorar tu salud. ¡No olvides contarme cómo te va!
 
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?
Esta información nunca debe sustituir a la opinión de un médico. Ante cualquier duda, consulta con profesionales.

Recomendamos