comunidades

¿Engordas sin motivo? Errores a solucionar

En oposición a los jóvenes, que cuentan con un organismo en crecimiento, a partir, aproximadamente, de los 55 años, la persona inicia un proceso de degradación en el que disminuye su estatura pero su peso puede aumentar.

Si queremos luchar contra la obesidad debemos tener en cuenta que las necesidades energéticas disminuyen con los años. Un primer error en nuestra alimentación puede ser el de consumir las mismas calorías que cuando éramos más jóvenes. Si lo hacemos, la consecuencia más normal es el sobrepeso. Por el contrario, dietas demasiado bajas en calorías pueden ser deficitarias en sustancias nutritivas esenciales. Se trata por tanto de encontrar el equilibrio.

Las calorías que necesitamos

Para hacer frente a la obesidad hay que recordar nuestras necesidades diarias de calorías:

Un adulto de unos 50 kilos de peso, con muy poca actividad física como necesita unas 1750 calorías.

Otra persona con 80 kilos de peso y que desarrolle una fuerte actividad física precisará 4.800 calorías.

Una tercera persona, también con 80 kilos de peso y menor actividad física, requerirá, tal vez, solo 2.800 calorías.

Desciende la energía

Obesidad con el paso de los años
Obesidad con el paso de los años


Otro de los errores que nos puede llevar a la obesidad es el de olvidar que el metabolismo basal, es decir el consumo de energía necesario para el normal funcionamiento de nuestro cuerpo, va descendiendo con la edad.

Este descenso parece consecuencia de los cambios producidos en la composición de nuestro cuerpo a lo largo de la vida, fundamentalmente de la disminución de masa celular en huesos y tejidos, y el aumento de grasa corporal.

Quemar lo suficiente

Cuando de nuestra alimentación recibimos una cantidad de calorías que podríamos calificar como normal y aún así engordamos, una conclusión inicial que podemos sacar —a la espera por supuesto de un estudio de las circunstancias específicas de cada persona— es que no quemamos todas las calorías que nos aporta la dieta.

El ejercicio es primordial

Ejercicio para evitar la obesidad


Entre los errores que podemos cometer se encuentra también no tener presente la importancia que tiene el ejercicio. La actividad física influye directamente en nuestras necesidades de energía. A menor actividad física, menor necesidad de aportes alimenticios. Si olvidamos este principio, aumentará nuestro peso.

Hay que tener en cuenta que no debemos generalizar las dietas bajas en calorías para todo el mundo porque corremos el riesgo de producir un déficit en vitaminas y minerales. No se puede afirmar que todas las personas por el hecho de ser mayores han de reducir sus calorías diarias. Depende de cada persona y de sus circunstancias.

Pero lo cierto es que cometeremos un error importante si no tratamos de mantener un buen nivel de actividad física en todas las edades, adaptándose naturalmente al estado de nuestra salud. Moverse es estar vivo.

Relación con enfermedades

Estudios científicos distinguen entre obesidades que pueden estar ligadas a determinadas enfermedades y que requieren acudir a un médico especialista. Por ejemplo, un exceso de grasa en la zona abdominal alta podría estar vinculado a trastornos digestivos. La obesidad en las caderas o en los muslos podría relacionarse con desórdenes de tipo hormonal, y en los miembros inferiores con una mala circulación sanguínea.

Comer sin engordar

Consumir solo las calorías que necesitamos según nuestro estilo de vida nos ayudará a mantener siempre el peso ideal.

Hay personas que no engordan pese a comer en abundancia. Para que se produzca esta situación pueden influir un gran número de factores. Desde el tipo de vida que realiza la persona en cuestión hasta el funcionamiento de su propio cuerpo, que le lleva a eliminar con facilidad la energía que recibe.

El peso de la herencia

¿La tendencia a la obesidad se hereda? La respuesta es que numerosos estudios señalan que, en determinadas familias existe una predisposición a engordar. Según estos estudios, cuando los dos padres son obesos, el 80% de los hijos también lo son. En el caso de que uno de los padres sea obeso, pueden serlo un 40% de los hijos.

La conclusión sería que, en algunos casos, existe una tendencia genética a engordar. Otro punto importante sería analizar los hábitos alimenticios de cada familia, ya que a menudo encontramos padres e hijos con problemas de obesidad cuya raíz reside en una mala o incorrecta alimentación.

Hábitos y emociones

Estados emocionales y obesidad
Estados emocionales y obesidad


Como hemos pincelado al final del párrafo anterior, en muchas ocasiones la obesidad no tiene nada que ver con los genes. Se trataría, por ejemplo, de que un hijo puede seguir el camino de sobrepeso de sus padres. Los niños repiten las costumbres que ven en los adultos que les rodean y entre ellos el hábito de una excesiva o mala alimentación.

Otro error que cometemos en ocasiones al tratar de encontrar la causa de la obesidad es olvidar la importancia que tienen los trastornos emocionales. Situaciones de intranquilidad, de angustia o, por ejemplo, de frustraciones repetidas pueden inducir a un aumento de peso. Es significativo que este proceso se pueda originar incluso sin que exista un aumento de la comida que se consume. Es un proceso que se ha comprobado que se produce también en diversos tipos de animales.

Las cosas claras

El pan no engorda. Debemos consumirlo con moderación. Se trata de un producto altamente recomendable para nuestra dieta.

Todas las grasas no son iguales. Las grasas son imprescindibles en nuestra alimentación. Reúnen importantes propiedades, como su participación en la membrana de las células, sin las cuales sería imposible la vida. La mayoría de los expertos sugieren que el consumo de grasa no debe bajar del 25% del total de la energía consumida. Sin embargo, deben reducirse de la dieta las llamadas grasas saturadas.

La restricción excesiva de grasas en la dieta puede ocasionar falta de vitamina A, que junto con la E actúa contra el envejecimiento mejorando el metabolismo y compensando carencias minerales.

Hay que elegir bien los hidratos de carbono, ya que no todos son iguales. Frente a los hidratos de absorción rápida, cuyo consumo debe disminuirse (azúcar, bollería…) hay que aumentar el de hidratos de absorción lenta como verduras, legumbres, cereales integrales, que son minerales más ricos y que nos ayudan a evitar las carencias de vitaminas y minerales.

Puedes ver el post en la web de BABYCOCINA.

Fuente: este post proviene de BABYCOCINA, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?
Esta información nunca debe sustituir a la opinión de un médico. Ante cualquier duda, consulta con profesionales.

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

A pesar de que la mala dicción es frecuente en los niños y que, muchas veces, se arregla con el tiempo, conviene consultarlo con un entendido en el tema para que determine si hay algún problema. Hay ...

Etiquetas: salud

Recomendamos

Relacionado

Fitness Nutrición Deporte ...

Bienvenidos a este artículo, en el que os voy a hablar sobre los varios mitos y errores que se cometen entorno a la nutrición deportiva! Empezaremos por algo básico que vemos diariamente en los supermercados y televisión: se trata de !los alimentos light! que dicen ser alimentos ligeros, bajos en grasa y su color suele ser rosa. Mucha gente se cree que estos alimentos adelgazan o no engordan, lo q ...

perder peso adelgazar deporte en invierno ...

Imagen: fernando garcía redondo/Flickr Durante el invierno tendemos a engordar más debido a la baja actividad física, los platos contundentes y la calefacción puesta a tope. Sin embargo, es cierto eso que dicen de que "el frio te ayuda a perder peso" ya que este puede resultar un aliado oportuno contra la obesidad, gracias a ciertos cambios en el metabolismo provocados por las bajas temp ...

deporte salud cartílagos ...

Sabemos que alto rendimiento y salud no son compatibles. El otro día hablé sobre la creciente moda del running en España, que ha hecho que muchísima gente sedentaria se arranque y se aficione por este deporte. Eso está genial, pero como todo, pues tiene su parte negativa. El artículo http://www.practicavida.es/2014/08/31/es-el-deporte-bueno-o-malo-para-nosotros/, hablé de que no sólo es fundament ...

sobrepeso obesidad actividad física ...

Un estudio revela las ventajas de caminar al menos dos horas y media por semana. Hasta ahora se sabía que una moderada actividad física disminuye el riesgo de muerte prematura, pero se desconocía que se gana años caminando. Dicho estudio realizado por el Instituto Nacional del Cáncer de Estados Unidos y el Brigham and Women's Hospital, en 650.000 personas mayores de 40 años, observaron que al ...

Noticias balón gástrico banda gástrica ...

Para quienes padecen un problema de sobrepeso u obesidad estas fechas no son nada fáciles. Los días de celebraciones navideñas giran en torno a la comida y es fácil caer en excesos durante las fiestas. Sin embargo es importante recordar que el sobrepeso y la obesidad no son buenos compañeros de viaje, y que la mejor forma de acabar este año e iniciar el siguiente es hacerlo con una mentalidad que ...

Nutrición Perder Peso actividades físicas ...

Desde hace años se ha enfatizado la importancia del ejercicio físico para el mantenimiento de un peso adecuado. De estos ejercicios, los que han sido muy apreciado, son caminar y correr. Su gran ventaja es que no necesita mucho equipamiento y puede realizarse en cualquier lugar o momento. Sin embargo, las investigaciones han encontrado que correr puede ayudar a rebajar, pero no es la solución tota ...

envase custodia administración ...

Lo primero para mantenerse saludable en cuanto a peso corporal se refiere, adecuado a su edad, estatura, si es hombre o mujer y la actividad física que realice, es quererse a sí mismo, que este 'envase' de nuestro ser llamado cuerpo, que se nos dio en custodia, debemos tenerlo lo mejor posible, para luego no arrepentirnos de enfermedades causadas por una mala "administración" del ...

deporte adelgazar adelgazar

Desde hace años ya, el control del peso es un verdadero problema para muchas personas. Aunque cada caso es diferente, analizar las principales causas del aumento de la obesidad y el sobrepeso en el mundo es siempre importante. Por ello, queremos compartir con nuestros lectores un interesante Estudio realizado en los Estados Unidos que analizó 20 años de información estadística. El Estudio Para obt ...

nutrición alimentación salud ...

Hoy en día es muy fácil encontrar toda la información necesaria de dietas, nutrición y salud. Casi estamos expuestos a demasiados consejos de cómo vivir y comer., entre esos las nuevas tendencias y dietas. Hay miles de dietas especiales y expertos que explican la mejor manera de bajar en peso rápido, pero a veces es difícil saber ¿qué seguir entre todo eso? Como individuos tenemos que pensar en ¿q ...

peso saludable nutrición metabolismo ...

Desde artículo anterior hemos explicano lo referente a tres componentes básicos del porqué se gana peso y como nosotros mismos podemos llevarlos adecuadamente para ayudarnos a mantener un peso saludable, que esos componentes básicos son la nutrición, el metabolismo y la actividad física, ya desarrollamos en otros artículos el papel que cumplen la nutrición, y el metabolismo, ahora les diremos sobr ...