Salud

Temas sobre salud Idea guardada 5 veces
La valoración media de 5 personas es: Muy buena

Tratamiento para el cáncer de mama: ¿Qué opciones hay?

Tratamiento para el cáncer de mama
Si tienes cáncer de mama, aún y cuando no es motivo para alegrarse, si es importante que sepas que en la actualidad existen más opciones de tratamiento para el cáncer de mama como nunca antes.

Algunos toman menos tiempo, son más seguros y son más llevaderos para el cuerpo.

Otros apuntan a la falla específica en las células que permite que el cáncer sobreviva o se desarrolle hasta la propagación.

Pero no importa cual tratamiento para el cáncer de mama elijas con la asesoría del médico, el objetivo es el mismo: Eliminar el cáncer de seno de forma definitiva.

¿Cómo elegir el tratamiento para el cáncer de mama más adecuado?

Para empezar, ambos, tú y tu médico, querrán y deberán analizar los siguientes criterios:

El tipo de cáncer de mama que tienes

El tamaño del tumor y cuánto se ha propagado el cáncer por el cuerpo, o sea, en qué etapa se encuentra la enfermedad

¿Qué tan rápido crece?

¿Qué tan probable es que el cáncer se haya diseminado o regrese después de recibir el tratamiento para el cáncer de mama?

¿Qué tan bien trabajarán ciertas terapias en tu caso en concreto

Tu edad y el estado de salud en que te encuentras

La opción que prefiere de tratamiento para el cáncer de seno que prefieres
Estos datos ayudarán al médico a recomendar algunos tratamientos que podrían funcionar bien.

¿Cuáles son tus opciones?

Los tratamientos más comunes para el cáncer de mama son:

Cirugía: Para la mayoría de las afectadas, el primer paso es sacar el tumor.

Una operación llamada tumorectomía para extirpar sólo la parte de la mama que tiene cáncer.

A veces se llama la cirugía conservadora de la mama. En una mastectomía, los médicos extirpan todo el seno.

Asegúrate de discutir los pros y los contra de ambos tipos de cirugía con el médico. A menudo, la eliminación de todo el seno no funciona bien o tampoco ayuda a prolongar el tiempo de supervivencia.

Radiación: Este tratamiento utiliza ondas de energía potente para destruir las células cancerosas.

La mayoría de las mujeres menores de 70 años que tienen una lumpectomía, también reciben radiación.

Así se ayuda a destruir cualquier célula cancerosa que el cirujano no pueda quitar.

Los médicos también podrían recomendar este método si la enfermedad se ha extendido.

La radiación puede provenir de una máquina fuera del cuerpo. O pueden colocarse diminutas semillas radioactivas que emitan radiación colocadas dentro del seno donde se encontraba el tumor.
En el pasado, la gente recibía radiación todos los días durante muchas semanas.

Pero funciona igual de bien recibir la misma cantidad total de radiación en menos tiempo.

Es también más seguro y causa menos efectos secundarios. Pregunta al médico si la terapia más corta es una opción en tu caso.

Quimioterapia: Durante la quimioterapia, la enferma toma medicamentos en forma de pastillas o por vía intravenosa para el tratamiento de la enfermedad en todo el cuerpo.

La mayoría de las pacientes logran destruir cualquier célula cancerosa que haya quedado después de la cirugía.

Los médicos también recetan antes de la cirugía para los tumores más pequeños.

Esta terapia funciona bien contra el cáncer, sin embargo también puede dañar las células sanas.

Esto puede causar efectos secundarios tales como la pérdida del cabello, llagas en la boca y náuseas.
Tratamiento para el cáncer de mama


Terapia hormonal: En algunos tipos de cáncer de mama, las hormonas estrógeno y progesterona pueden causar crecimiento de las células cancerosas.

Este tratamiento bloquea estas hormonas.

Tratamientos dirigidos: Este tipo de tratamiento para el cáncer de mama lucha contra los cambios en las células que conducen al cáncer.

Por ejemplo, algunas células tienen demasiado de un tipo de proteína, que los hace crecer demasiado, los fármacos pueden bloquear el funcionamiento de estas proteínas.

Los tratamientos dirigidos a menudo tienen menos efectos secundarios que los que afectan a todo el cuerpo, como la quimioterapia.
¿El tratamiento para el cáncer de mama tiene efectos secundarios?

La mayoría de los tratamientos para el cáncer de seno causan efectos secundarios. Muchos de ellos, como las náuseas, desaparecerán cuando la terapia se detenga.

Sin embargo, algunos pueden aparecer más tarde. Se llaman efectos tardíos, e incluyen:

Los síntomas de la menopausia, como los sofocos

Problemas para quedar embarazada

Depresión

Fatiga

Problemas para dormir

Los cambios en la apariencia del seno

Dificultad para pensar con claridad ( química-cerebral)
¿Qué más debes saber?

Ambos, médico y paciente decidirán sobre el tratamiento para el cáncer de mama. A la hora de elegir, pensar:

Riesgos: Habla con el médico acerca de los pros y los contras de cada opción.

Efectos secundarios: ¿De qué manera la forma de sentir afectar su vida?

Si realmente necesitas tratamiento: Algunas mujeres hacen bien con tratamientos más suaves o más cortos.
Es importante que el cáncer de mama es el tercer tipo de cáncer más letal, de ahí la importancia de prestarle la debida atención, ya que el pronostico de supervivencia aumenta a medida que se trata en sus primeras etapas.

Para asegurar que no te pierdas los futuros artículos, puedes suscribirte a mi blog o a mi NewsLetter.

Demuestra que estas vivo, comentario abajo y déjame conocer tu experiencia.

Lo más importante…Tu salud

Fuente: este post proviene de Temas sobre salud, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?
Esta información nunca debe sustituir a la opinión de un médico. Ante cualquier duda, consulta con profesionales.

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Etiquetas: Cáncer

Recomendamos