comunidades

Qué es el hambre emocional y claves para superarla



Alguna vez has pensado por qué tenemos Hambre?

Pues sí, la respuesta es bastante obvia, comemos porque es una necesidad fisiológica y lo necesitamos para sobrevivir.

Venimos de animales primitivos, por lo cual nuestro cerebro mantiene aún esa parte instintiva de supervivencia, lo que hace que cuando sentimos esa sensación, busquemos comida y comamos.

Pero no siempre el cerebro entiende bien las señales del cuerpo y hay veces que no distingue si esa hambre que sentimos es real o no.

Y puede que en realidad lo que estamos buscando es canalizar alguna emoción no gestionada que hace que comamos sin necesitarlo.

Pero

Por qué canalizamos nuestras emociones a través de la comida?

Cuando nuestro cerebro asocia ciertos tipos de comidas, como por ejemplo puede ser el chocolate, que hacen que luego de comerlas sintamos la sensación de placer, una vez que vuelva esa emoción o sensación negativa, el cerebro volverá a buscar esa sensación de placer.



Esa sensación de placer sucede porque al comer ciertos tipos de comidas el cerebro secreta sustancias como la dopamina, que es un neurotransmisor, que entre otras funciones regula el placer.

No tiene nada de malo que los alimentos nos conecten con emociones placenteras o de placer cuando es una conducta sana.

Pero cuando se convierte en una forma de afrontamiento ante cualquier emoción o sensación negativa, ahí empieza el problema porque es entonces cuando el comer emocionalmente se convierte en un hábito (1).

Hábito que nos puede llevar a tener conductas destructivas si no es atendido a tiempo y correctamente.

TIP

No tiene nada de malo que los alimentos nos conecten con emociones placenteras cuando es una conducta sana

Cual es el papel de la ANSIEDAD?

Como ya han leído en los párrafos anteriores, el origen del hambre emocional no viene de una sensación real, como lo es la del hambre fisiológico.

Viene de nuestras emociones tal y como bien lo dice su nombre.

Y es ahí cuando entra en juego uno de los indicadores del hambre emocional; la gran y temida ANSIEDAD.

¿Pero realmente sabemos que es la ansiedad?

Son muchas las personas que dicen “sufrir de ansiedad”, porque comen de forma compulsiva e inconsciente.

Como si estuvieran fuera de si y no pudieran parar y luego se sienten llenas de culpa, como si hubieran hecho algo malo.

La ansiedad no es una enfermedad, es un síntoma

Lo cierto es que vemos a la ansiedad como algo malo, algo que no deberíamos sentir.

Pero la realidad es que la ansiedad no es ni buena ni mala, simplemente es un indicador.

De la misma forma que el cuerpo reacciona elevando la temperatura corporal (fiebre) cuando algo no va bien, con la ansiedad sucede lo mismo.

La ansiedad como la fiebre es un síntoma y no la causa.

Cuales son las posibles causas del hambre emocional?

Algunas de las causantes de que haya ansiedad y nos lleve a comer emocionalmente pueden ser:

Estar consumiendo menos calorías de las que debería, ya sea por dietas restrictivas, dietas extremadamente hipocalóricas, etc.

Un descontrol hormonal, como puede ser por el Cortisol, Tiroides, Insulina, Leptina.

Un desbalance en Macronutrientes (Hidratos de Carbono, Proteínas y Grasas saludables)

Usar la comida como placer momentáneo para quitarnos emociones negativas como pueden ser: la desmotivación, falta de aceptación, auto sabotaje, aburrimiento, tristeza, cansancio, rabia, etc.
Es sumamente importante encontrar la causa.

Ya que, a pesar de haber consecuencias fisiológicas, como puede ser sobrepeso, a nivel emocional existen consecuencias graves y es sumamente importante cambiar ese hábito adquirido ya que en algunos casos pueden llegar a desarrollar trastornos alimenticios severos.

Es necesario buscar la ayuda de un profesional que evalúe el caso y ayude en el proceso.

Cómo identificar el hambre emocional y el hambre fisiológico?

Aprender cómo identificar qué tipo de hambre tenemos, tanto si es hambre emocional o hambre fisiológico, es la clave para saber si comemos o ignoramos las señales y optamos por utilizar alguna clave para gestionar el hambre emocional.


HAMBRE FISIOLOGICOHAMBRE EMOCIONAL
APARICIÓNPoco a poco, progresivamente con sensaciones en las “tripas”De golpe, repentinamente.

CAUSACuando el cuerpo empieza a necesitar energía para continuarAparece para tapar una emoción o para “llenar un vacío”
SENSACIÓNSensación de placer y bienestarSensación de culpa y malestar
SACIACIÓNCualquier alimento en el que se piense es válido y apetece. Comer nos sacia.Alimento en concreto, por lo general “ese” alimento que hace sentir mejor. Puede ser infinita ya que aun estando llenos puede aparecer ese hambre.

Cuales son algunas claves para gestionar el Hambre Emocional?

A continuación, te dejo algunas claves que puedes usar para poder gestionar el Hambre Emocional.

Pero siempre recuerda que la ayuda de un profesional a tiempo en estos casos puede prevenir grandes complicaciones asociadas a trastornos alimenticios.

Identificar qué tipo de Hambre es

Con el cuadro que está más arriba tienes las pautas para identificar el tipo de hambre que es, tanto si es hambre fisiológica o si es hambre emocional.

Hay que tener también en cuenta que no todos los “antojos” por comida tienen una causa emocional, como pueden ser, por ejemplo:

La deshidratación o sed se pueden confundir con hambre ya que la parte del cerebro que controla el hambre, también controla la sed. Intenta tomarte un par de vasos de agua antes de comer a ver si realmente tienes hambre fisiológica.

Síndrome premenstrual, en esta fase las mujeres solemos sentir la necesidad de comer dulces con alto índice glucémico y es sencillamente porque el desbalance hormonal hace que disminuya la serotonina y estos tipos de alimentos harán que nos aumente y como consecuencia aumente la sensación de bienestar.

Infecciones por Cándida, la cándida es un tipo de hongo que habita en las mucosas (boca, intestino, etc.) y uno de sus síntomas es la gran gana de comer productos ultra procesados, entre otros. En éstos casos debes solucionarlo con el tratamiento adecuado.

Hipoglucemias, la consecuencia de dietas muy restrictivas o ayunos no controlados por un profesional hacen que los niveles de azúcar en sangre bajen y aparezcan síntomas muy parecidos a los de la ansiedad.

La relación con la comida

La conducta alimentaria se forma en nuestra niñez, más concretamente en los primeros años de vida y está sumamente influenciada por muchos factores, como pueden ser:

Factores psicológicos, biológicos y socioculturales.

Debes evaluar si a lo largo de tu vida la comida ha sido una forma de sentirte mejor o fue utilizada como reforzador positivo (“si te portas bien, te compraré un helado”) o de castigo (“si no te comes la comida, no irás a jugar al parque”).

Si es así seguramente la comida para ti tenga un gran valor emocional.

Identificar las emociones

Cuando no sabemos gestionar nuestras emociones, nuestro primer impulso es refugiarnos en satisfacciones inmediatas, en este caso la comida será la opción preferida por lo que hemos visto en párrafos anteriores.

Ahí es cuando empieza el trabajo de intentar identificar que emoción es la que está asociada a el hambre emocional, ya sea por tristeza, frustración, culpa, miedo, rechazo, rabia, cansancio, etc.

Es necesario que amplíes tu vocabulario emocional para poder encontrarla.

Alternativas para gestionar el hambre emocional sin comida

¿Cuál sería la opción para gestionar la emoción si no tuviéramos comida?

¡Tranquilos porque siempre hay opciones! Por ejemplo:

Puedes llamar y tener conversaciones con personas de confianza y diles cómo te sientes

Sal a caminar, corre, bailar o haz tu ejercicio físico en las horas que sabes que viene el hambre emocional.

Descansa y desconectar cuando la emoción que nos lleva al hambre emocional es el cansancio, también debemos escuchar a nuestro cuerpo.

Darnos un baño caliente, consiéntete

Lee un buen libro, si eres de los que el leer te desconecta

Existes opciones de terapias, tanto las psicológicas como el llamado MindFulEating o alimentación plena teniendo una alimentación más consciente.
Haz tu propia lista de actividades preferidas y tenla a mano para usarla en casos de emergencia.

Si has identificado alguna de las señales, sientes que no puedes solucionarlo sola/o, has tenido episodios de atracones, o tienes la idea de que existen alimentos “malos” o prohibidos, busca ayuda.

Los trastornos de la conducta alimenticia no ocurren de la nada, todos tienen un trasfondo y muchas veces intentar salir sola/o es imposible, por eso busca ayuda.

Fuente: este post proviene de FullMusculo, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?
Esta información nunca debe sustituir a la opinión de un médico. Ante cualquier duda, consulta con profesionales.

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Rutina de entrenamiento en casa

¿Cuántas veces entrenar a la semana en casa? El plan que verás a continuación está programado para ser efectivo 3 veces por semana, es decir una frecuencia de entrenamiento 3 al ser de cuerpo complet ...

Recomendamos

Relacionado

general nutrición otras terapias ...

Hambre Emocional

¿Qué tipo de hambre tienes cuando comes? ¿Comes cuando estás nervios@, aburrid@, no sabes qué hacer? ¿Qué relación tienes con la comida? He leido un interesante artículo donde se expone qué pasa cuándo comemos sin hambre, cuando el apetito que sentimos es emocional. “El Apetito Emocional es, literalmente, comer cuando no tienes hambre físico, sino hambre de una emoción o una experiencia. Es ...

general alimentacion

HAMBRE FÍSICA Y EMOCIONAL

Hambre Emocional ¿Qué tipo de hambre tienes cuando comes? ¿Comes cuando estás nervios@, aburrid@, no sabes qué hacer? ¿Qué relación tienes con la comida? He leido un interesante artículo donde se expone qué pasa cuándo comemos sin hambre, cuando el apetito que sentimos es emocional. "El Apetito Emocional es, literalmente, comer cuando no tienes hambre físico, sino hambre de una emoción o una ...

blog

La alimentación emocional

La alimentación emocional ¿Qué es la alimentación emocional? Hoy vamos a hablar de un concepto que, a lo mejor, nos resulta desconocido pero que todos hemos experimentado. Se trata de la alimentación emocional o hambre emocional. ¿Has utilizado alguna vez la comida para gestionar una emoción que te estaba resultando incómoda? O dicho más fácil: ¿Comes chocolate cuando estás triste, aunque no tenga ...

Consejos Salud hambre emocional

Hambre emocional ¿Cómo controlarlo?

El hambre emocional nos lleva a comer ante cualquier problema todo poco sano que se nos ponga delante. No lo hacemos porque tenemos hambre, sino porque estamos deprimidos, tenemos un problema, estamos estresados o ansiosos. Sea la razón que sea, el hambre emocional siempre se hace presente. En este posteo te contaremos como puedes controlarlo, y evitar que la comida sea nuestra muleta emocional. C ...

nutrición coaching para adelgazar mente sana ...

Coaching para adelgazar: ¿Tengo hambre emocional o hambre física?

En este vídeo de menos de un minuto y pico os presento las principales diferencias entre como se presenta el hambre emocional, o el hambre física. Esto es importante porque hay muchas personas que comen aunque no tienen hambre real “física”,comen compulsivamente de manera rutinaria  para tapar emociones desagradables  o para sentirse mejor. Cómo consecuencia postergan el gestionar emoc ...

Consejos para Adelgazar Programación Neuro-Lingüística (PNL) adelgazar con pnl ...

¿Qué es el hambre emocional?

Muchas veces sin saber exactamente porque,  comemos sin hambre física, es lo que se llama  hambre emocional,  y es cuando hemos asociado determinados patrones de conducta al acto de comer. Por ejemplo, atiborrarnos de pasteles sí estamos deprimidos, o no saber parar de comer cuando llegamos cansados por la noche a casa. El hambre emocional está compuesto por  patrones de conducta asociados a emoci ...

adicciones comida hambre emocional

Evita que el hambre emocional te haga comer de más

Consejos para evitar los kilos de más que son el resultado del hambre emocional que propicia la ansiedad. Existen distintos tipos de hambre. El hambre saludable es aquella sensación condicionada por la experiencia fisiológica del ser humano que, necesita tomar alimentos. Por el contrario, el hambre emocional es esa ansiedad de comer como si no hubiese un mañana, con una mayor preferencia hacia ali ...

época navideña depresión felicidad ...

Hambre emocional se agrava en navidad

En esta época navideña muchas personas aumentan de peso, sin apenas sentirlo, esto puede deberse al estrés, la depresión, incluso hasta la felicidad, se convierten en los responsables de que usted coma de más. Para evitar hasta donde nos sea posible ese aumento de peso, es lo recomendable hacer correctamente los tiempos de comida. El hambre emocional Se tiene hambre emocional, bastante común y que ...

consejos de salud dietas y nutrición comer compulsivamente ...

¡¡¡Tengo hambre!!! ¿Cómo saber si es bucal o estomacal?

Hoy hablaremos de algo superimportante, aprender a distinguir el hambre bucal del hambre estomacal. Si aprendes a hacerlo de manera inteligente, podrás solucionar el conflicto del apego emocional a la comida. La bulimia, la anorexia nerviosa (miedo a engordar todo el tiempo), el picoteo compulsivo, son conflictos emocionales que vinculamos con las comidas. Los alimentos son fuente de energía, vita ...

psicología hambre emocional

3 formas de saber saber si tienes hambre emocional

Hola, en esta ocasión te presento una imagen que encontré navegando por la web. Se trata de una breve infografía sobre el hambre emocional. Antes de ir directamente al esquema, tenemos que definir lo que es el hambre emocional. Este término se refiere a un patrón de alimentación que tiene más relación con lo emocional que con la necesidad de comer natural propia de la supervivencia. Como ya te he ...