Salud

Dieta Coherente Idea guardada 3 veces
La valoración media de 8 personas es: Excelente

Síndrome de ovario poliquístico | Alimentación recomendada

En este artículo hablaremos del Síndrome de Ovario poliquístico, de sus consecuencias y de los consejos dietéticos para mejorar su evolución.



Qué es el síndrome de ovario poliquístico (SOPQ)

El Síndrome de Ovario Poliquístico (SOP) es un trastorno hormonal  que afecta al 6-10% de las mujeres, que va asociado a un aumento de insulina circulante. Como el cuerpo no puede producir o utilizar la insulina adecuadamente (resistencia a la insulina), se genera una elevación del nivel de glucosa (azúcar) en la sangre y con frecuencia aumento de peso y de grasa corporal.

Entre los síntomas que aparecen con frecuencia en las mujeres con síndrome de ovario poliquístico, se pueden citar:

- Niveles elevados de insulina que favorecen la acumulación del exceso de calorías en forma de grasa, en especial a nivel abdominal.

- Aumento de triglicéridos en sangre.

- Ansiedad y alteraciones en el estado de ánimo.

- Apetito por dulce e hidratos de carbono.

- Mayor riesgo de diabetes tipo 2.

Por eso es conveniente seguir una dieta de bajo índice glucémico e incluir proteína en cada una de tus cinco comidas para que el glucagón pueda amortiguar la concentración de insulina.

Insulina y síndrome de ovario poliquístico

La insulina es una hormona secretada por las células beta del páncreas en función del equilibrio existente entre los hidratos de carbono y las proteínas de cada comida. 

Realiza un papel clave sobre el apetito, el control del peso, el almacenamiento de grasa (y de colesterol) y sobre los procesos inflamatorios. 

Cuando se ingieren hidratos de carbono, se incrementan los niveles de glucosa en sangre (hiperglucemia). Este aumento de azúcar en sangre, provoca que el páncreas segregue insulina para que la glucosa entre a las células, reduciendo así la concentración de la glucosa en sangre.

Este es un proceso normal y que ocurre varias veces al día. Pero si consumes demasiados hidratos de carbono, o no los combinas con proteína, se segrega mucha insulina y los valores de glucosa descienden demasiado llegando al estado de hipoglucemia, o bajón de azúcar. En esta situación, te notas cansado, con apetito y espeso a nivel mental. 

La insulina una vez que es secretada y realiza su función, mantiene su concentración en la sangre, este fenómeno se denomina hiperinsulinemia y tiene una gran trascendencia pues promueve una mayor acumulación de grasa en los adipocitos, reduce la destrucción de los depósitos de grasa corporal (lipólisis) y genera hipoglucemia, que aumenta el apetito.

Entonces, comes más, debido a una falsa sensación de hambre, tu cuerpo no es capaz de quemar los depósitos de grasa aunque hagas ejercicio y tiendes a acumular las calorías en forma de grasa. 

Qué es la resistencia a la insulina

Las mujeres con síndrome de ovario poliquístico presentan con frecuencia resistencia a la insulina.  Ocurre cuando los receptores de insulina de las células no responden adecuadamente. El páncreas responde secretando más insulina, en un esfuerzo por reducir los niveles de glucosa en sangre. El resultado final es más apetito, grasa corporal e inflamación y a medio plazo puede aparecer la Diabetes.

Estudios recientes han relacionado la resistencia a la insulina con las enfermedades cardiovasculares y elevación del colesterol y triglicéridos.

Alimentación recomendada | Dieta SOP

Es importante que bases tu alimentación en hidratos de carbono de carga glucémica favorable como cereales integrales, verduras y hortalizas de temporada, legumbres y frutas. Estos HC liberan sus azúcares a sangre de forma más lenta que los cereales refinados.

Otro factor importante es la textura del alimento. Cuánto más blando sea el alimento, más rápido cede sus azúcares al torrente sanguíneo, por lo que favorece la secreción de insulina. Es mejor el pan artesano que el pan de molde. O la pasta “al dente” que la muy cocinada.

La insulina también se activa por el estrés mantenido en el tiempo, que favorece la secreción de cortisol y el aumento de apetito y de grasa abdominal. El abuso de excitantes como café, té, coca-cola también activa la insulina.

Finalmente, un ayuno mayor de 4-5 horas, también activa la insulina, por lo tanto el saltarse comidas o no comer durante más de 4 horas te engorda y te enferma. Ya sabes, haz tus 5 comidas al día.



Para equilibrar la insulina y mejorar la sintomatología del síndrome de ovario poliquístico, debes tomar la proporción justa de hidratos de baja carga glucémica y proteína en cada una de tus 5 comidas. Sigue la regla del plato en tus comidas y cenas y verás cómo se equilibra el apetito y mejora tu vitalidad.



Si tienes alguna duda, DÉJANOS UN COMENTARIO, estamos deseando hablar contigo e intercambiar ideas.

Además de nuestros consejos, puedes probar este suplemento natural para ayudarte a regular la glucosa en sangre

 

 

Fuente: este post proviene de Dieta Coherente, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?
Esta información nunca debe sustituir a la opinión de un médico. Ante cualquier duda, consulta con profesionales.

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Recomendamos