comunidades

Las causas del flujo vaginal blanco y maloliente: lo que otras mujeres tienen que decir

El flujo vaginal es una parte importante del sistema reproductor femenino, pero al mismo tiempo es una de las quejas ginecológicas comunes. Si bien es normal experimentar secreción vaginal en cierta medida, un número creciente de mujeres informan sobre la presencia de una secreción blanca y maloliente, que muchas veces viene acompañada de otros síntomas como picazón, inflamación y ardor. Casi siempre estos síntomas indican claramente la presencia de una infección vaginal o vaginitis, que debe abordarse lo antes posible.
Muchas mujeres que notan este flujo vaginal por primera vez proceden a aumentar la frecuencia de sus hábitos de higiene, al uso de tampones o protectores diarios para absorber los fluidos, o de desodorantes para reducir el olor. Esto agrava los síntomas y puede conducir a complicaciones. En este artículo hablaremos sobre la presencia del flujo blanco y maloliente, teniendo en cuenta los casos más frecuentes descritos por otras mujeres. Con tal propósito usaremos nombres ficticios.
Un flujo vaginal blanco y con mal olor
Laura nos cuenta: Siempre he sido diligente en mi higiene personal, no excesivamente diligente u obsesionada, sólo muy cuidadosa y considerada. Un día me sentí muy preocupada pues, a pesar de estar consciente de que el flujo vaginal es algo normal, en esa ocasión noté que mi ropa interior se había empapado y que mi vulva se sentía pegajosa y húmeda. De inmediato pensé en una infección por hongos, debido a que no había sido lo suficientemente diligente con mi higiene.
olor vaginal
Después de haber terminado el trabajo me fui directamente a comprar un jabón caro, perfumado junto con un desodorante destinado específicamente para mi área genital. Yo estaba decidida a deshacerme de ese flujo blanco molesto. Así que empecé a limpiar mi zona íntima con jabón dos veces al día, aplicando también desodorante cada vez que usaba el inodoro. Orgullosa de que mi ropa interior finalmente se sentía fresca y limpia, seguí haciendo lo mismo por varios días, hasta que para mi sorpresa la descarga vaginal se volvió abundante, grumosa y con un olor agrio.
Preocupada llamé a mi ginecólogo e hice una cita para el día siguiente. Tras unos exámenes de laboratorios supe que la causa era nada más y nada menos que la vaginosis bacteriana, provocada por mis nuevos hábitos de higiene. La doctora me explicó que mi flujo blanco y desagradable se debía al uso de todos esos productos de higiene porque alteran el pH vaginal.  Me aconsejó cambiar mi ropa interior dos veces al día para evitar el mal olor, utilizar específicamente agua para mantenerme limpia, fresca y me recetó antibióticos junto con un suplemento probiótico para evitar una posible infección por levaduras.
Ahora comparto con ustedes lo que aprendí. Es bueno mantener el área genital limpia, pero nunca se debe estar obsesionada al respecto. Mi aumento de flujo en un principio se debía simplemente a mi fase de ovulación, ya que aumentan los niveles de estrógeno y por tanto, la cantidad de flujo. Así que chicas, si alguna vez pasas por lo mismo, asegúrate de consultar a un médico antes de intentar “resolver” un problema que no existe realmente.
El flujo vaginal blanco sin olor durante el embarazo
Karla nos cuenta: Yo estaba embarazada de tres meses en el momento que experimenté un aumento en el flujo vaginal blanco y sin olor. Perfectamente consciente de los cambios que mi cuerpo estaba viviendo, no entré en pánico y supuse que todo era normal. La descarga vaginal era acuosa, blanquecina, con un olor ligero y a veces sentía como si me hubiera orinado un poco. Mi vagina no tenía mal olor, pero sí me picaba, así que decidí empezar a usar toallitas húmedas en lugar de papel higiénico regular, en un intento de calmar la comezón. Los síntomas empeoraron después de sólo dos días: la descarga se volvió grumosa, no tenía  mal olor pero yo notaba que mi vulva estaba más roja de lo habitual. Le conté a mi esposo acerca de mis síntomas y me animé a ver a un médico al día siguiente.
Después de responder a decenas de preguntas sobre lo que había, o no había, estado haciendo, el ginecólogo llegó a la conclusión de que probablemente yo tenía candidiasis. Entré en pánico, pues no había tenido sexo, ni tomado antibióticos, ni había hecho algo fuera de lo común. Sin embargo, parece que los cambios hormonales ​​en mi organismo causaron un crecimiento excesivo de Candida.
Yo estaba feliz de haber obtenido un diagnóstico tan rápido, así que mi bebé no iba a sufrir ningún daño. El doctor me recetó unas pastillas seguras para el embarazo y me recomendó evitar el uso de tampones o protectores diarios. Me instó a alejarme de los productos de higiene y a usar solo agua para la limpieza de mis genitales. Como medida de apoyo, comencé a tomar probióticos y comer más yogur con cultivos vivos para reponer los niveles de bacterias buenas en mi cuerpo.
Durante el sexto mes de embarazo, experimenté algo parecido, pero esta vez el flujo blanco sí venía acompañado de olor fuerte. Al parecer tenía una infección por levaduras más seria. Por suerte y gracias a la experiencia anterior, pude tratarla rápidamente en dos semanas.
Si tuviera que aconsejarles algo a otras mujeres embarazadas, les diría que no hagan lo que yo hice. No supongan que una descarga blanca y sin olor es normal. Acudan regularmente al ginecólogo para asegurarse de que no hay infección. Muchas de las infecciones son asintomáticas, lo que significa que podrías tener una, pero no experimentar síntoma alguno. Si no recibes tratamiento, esto realmente puede hacerle daño a tu pequeño y a tu propia salud.

Fuente: este post proviene de este blog, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?
Esta información nunca debe sustituir a la opinión de un médico. Ante cualquier duda, consulta con profesionales.

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Muchas mujeres desarrollan hernia durante el embarazo debido al aumento de la presión en la región abdominal causada por el crecimiento del bebé. La hernia ocurre cuando en la capa muscular de la pare ...

Las mujeres son conscientes de la presencia del moco cervical, desde sus años de adolescencia hasta la edad de la menopausia. Este moco es producido por las glándulas de la vagina y por el cuello uter ...

Recibir el diagnóstico de enfermedad inflamatoria pélvica (EIP) puede resultar un poco confuso y frustrante. En este artículo vamos a resumir todo lo que necesitas saber sobre dicha condición, sus cau ...

Recomendamos

Relacionado

mujer picor ardor e irritación vaginal

El flujo vaginal se refiere a las secreciones que se producen en la vagina, las cuales pueden ser: Espesas, pastosas o finas Claras, turbias, con sangre, blancas, amarillas o verdosas Sin olor o con un mal olor La picazón en la piel de la vagina y la zona circundante (vulva) puede estar presente junto con la secreción vaginal, aunque también se puede producir por sí sola. Este síntoma se conoce co ...

Flujo vaginal blanco

El flujo vaginal constituye una parte importante del sistema reproductor femenino, que actúa como responsable de la limpieza y la salud. La mayoría de las veces, el flujo vaginal blanco es normal y no indica una infección, a menos que esté acompañado de otros síntomas como picazón y mal olor. Antes de saltar a conclusiones acerca de si tienes una infección o no, lo mejor es que conozcas un poco má ...

Picor ardor e irritación vaginal irritación

La mayoría de las mujeres experimentan una pequeña cantidad de flujo vaginal claro, como parte normal de su ciclo menstrual. Un flujo vaginal que es anormalmente espeso, abundante, u oloroso puede ser indicativo de una infección vaginal. El flujo vaginal anormal, acompañado de irritación vaginal, conocido como vaginitis, puede ser causado por un número de diferentes condiciones. Hable con su ginec ...

mujer flujo vaginal con olor

El flujo vaginal es común entre las mujeres en edad de procrear, y su textura, color y olor pueden variar dentro de los parámetros normales, dependiendo de dónde se encuentra en su ciclo menstrual. Sin embargo, los cambios no característicos en las secreciones vaginales, tales como exceso de descarga junto con un olor anormal desagradable, podrían indicar la necesidad de ver a su profesional de la ...

Flujo vaginal con olor

El flujo vaginal con mal olor es un indicativo de infecciones y enfermedades vaginales. Normalmente una vagina sana produce secreciones claras o blanquecinas, el flujo vaginal tiene un equilibrio de pH, que es ácido y ayuda a proteger la vagina de infecciones y enfermedades. Sin embargo las mujeres suelen experimentar variaciones en las secreciones vaginales en función de su ciclo menstrual. El fl ...

mujer flujo vaginal blanco candidiasis

Casi todas las mujeres experimentan flujo vaginal blanco en algún momento de su vida. El flujo vaginal es un fenómeno normal en la vida de una mujer, y una vagina saludable produce secreciones para limpiarse y autorregularse. La descarga normal general, parece clara, nublada, blanca e inodora. Esto es normal y no debe ser tratado como una enfermedad. Este líquido actúa como una protección natural ...

Flujo vaginal amarillo

Como es normal que las mujeres experimenten variaciones en el color de su flujo vaginal desde la pubertad, puede ser difícil identificar si un flujo vaginal de color amarillento es de hecho normal o si necesita atención. En este artículo podrás aprender un poco más acerca de las causas y la prevención de tal secreción vaginal. ¿Qué es el flujo vaginal? Sencillamente es un fluido que se expulsa a t ...

mujer otros sexo

Las mujeres suelen acudir al médico cuando notan cambios en su flujo vaginal. Estos cambios pueden implicar alteraciones en el color, consistencia, olor y en la cantidad. Muchas mujeres se preocupan específicamente por un flujo blanco que aparece durante las relaciones sexuales. ¿Este flujo se considera normal? Lo cierto es que esa descarga blanca durante las relaciones sexuales puede tener varias ...

Flujo vaginal blanco Picor ardor e irritación vaginal

Es muy probable que alguna vez en tu vida hayas padecido de un flujo vaginal blanco, molesto que causa picazón. La mayoría de las veces, la causa subyacente de esta descarga anormal es una infección, pero no siempre es así. El estrés, los cambios hormonales e incluso el embarazo a veces pueden causar cambios en el color, consistencia, olor o cantidad de tu flujo vaginal. Es común que ante la prese ...

Picor ardor e irritación vaginal

El picor o comezón vaginal a menudo es un síntoma vergonzoso y particularmente angustiante que no desaparece simplemente con tener buena higiene. Si bien casi siempre el prurito vaginal viene acompañado de flujo vaginal, hay varias condiciones, incluyendo las infecciones por hongos y enfermedades de la piel, que podrían dar lugar a picor vaginal sin flujo. Debido a la incomodidad que provoca, la c ...