Idea guardada 40 veces
La valoración media de 98 personas es: Muy buena

Señales que indican una infección por cándida: ¿cómo se trata esta infección?




La Cándida es una levadura que vive normalmente en la piel, el tracto digestivo y la vagina
. Nuestro sistema inmunológico y las bacterias beneficiosas que habitan en nuestro organismo previenen la proliferación de este hongo. Pero en determinadas situaciones esos mecanismos de defensa pueden verse afectados y como resultado la Cándida comienza a proliferar, tomando el control del entorno.

Normalmente estos microorganismos favorecen una mejor digestión y absorción de nutrientes, pero cuando se produce el sobrecrecimiento de sus células en los intestinos, pueden romper la pared intestinal, entrar en el torrente sanguíneo y liberar toxinas. Esta es la infección por Cándida más grave y difícil de eliminar o tratar.

Síntomas de una infección por hongos Cándida

La candidiasis puede afectar la piel, la boca, la garganta, el área genital, los intestinos y la sangre. Los síntomas dependen del área afectada, pero en resumen estos son los signos más notables:

Problemas en la piel y en las uñas, similar a los síntomas de una infección crónica por hongos, pie de atleta, eczema, erupciones cutáneas y psoriasis. (Ver: Infecciones por hongos en la piel)

Dolor de garganta y dificultades para tragar.

Manchas blancas en la lengua o dentro de la boca. (Ver: Candidiasis bucal)

Fatiga crónica y falta de energía.

Hinchazón, estreñimiento o diarrea.

Cambios de humor, sentimientos de depresión o ansiedad, irritación repentina.

Infecciones vaginales, picazón vaginal e infecciones del tracto urinario. 

Relaciones sexuales dolorosas.

Deseos constantes de consumir azúcar o pan.

Cómo prevenir el crecimiento excesivo de la Cándida

Algunas medidas de prevención que siempre se recomiendan para mantener a la Cándida bajo control son:

Consumir una dieta sana y bien balanceada, baja en azúcares y carbohidratos.

Comer yogur regularmente para equilibrar las bacterias intestinales.

Evitar los jabones, los tampones, las lociones, los aerosoles femeninos, etc. muy perfumados, ya que pueden interrumpir el equilibrio natural de la vagina y como consecuencia, propiciar el sobrecrecimiento de las levaduras. (Ver: La higiene como una vía de prevención)

Evitar el uso frecuente de antibióticos, pastillas anticonceptivas y esteroides; nunca dejes de tomar ningún medicamento sin antes consultarlo con el médico.

Evitar el estrés tanto como sea posible, ya que debilita el sistema inmunológico. Intenta la realización de mediación, yoga o ejercicios simples de respiración. 

Mantener la piel seca y limpia. La Cándida prospera en ambientes húmedos.

Usar ropa interior de algodón, en lugar de ropa sintética.

Evitar baños públicos y bañeras de hidromasaje.

Remedios naturales para curar el crecimiento excesivo de la Cándida

Existen muchas cremas, píldoras y lociones disponibles en el mercado para tratar los síntomas de una infección por hongos, pero es común que estos medicamentos no actúen realmente sobre la causa del problema, solo alivian y enmascaran los síntomas. Cambiar la dieta, restaurar el equilibrio de las bacterias buenas y fortalecer el sistema inmunológico puede ser suficiente para combatir la infección. 

Suplemento de ácido caprílico o aceite de coco extra virgen

El ácido caprílico proviene del aceite de coco y muestra grandes resultados en el tratamiento de las infecciones por hongos, ya que crea pequeños agujeros en la pared celular, haciendo que la levadura muera. Una ventaja de este tratamiento es que el ácido caprílico elimina las levaduras pero no mata a las buenas bacterias intestinales. Puedes tomar hasta 4 cucharadas de aceite de coco extra virgen orgánico al día, o un suplemento de ácido caprílico. 

Alimentos ricos en grasas saludables

La Cándida utiliza principalmente carbohidratos y azúcares como combustible energético. Si evitas estos alimentos durante una infección, estarás restringiendo su reproducción. Se recomienda comer muchas grasas saludables como el aceite de hígado de bacalao, suplementos de aceite de pescado, aceite de coco extra virgen y aceite de oliva, nueces, almendras, aguacate. Evita el consumo de carbohidratos y azúcares. Incluso las frutas y algunas verduras como las zanahorias y las remolachas se deben evitar durante una infección. Bebe mucha agua, tés de hierbas y de cebada para eliminar las toxinas producidas por la Cándida.

Probióticos

Los probióticos de alta calidad restauran el equilibrio de bacterias buenas en el organismo, lo que mantiene a la Cándida bajo control. Esto es algo a tener en cuenta después de un tratamiento con antibióticos, ya que el organismo queda indefenso. 

Vinagre de manzana

El vinagre de manzana ayuda a inhibir el crecimiento de la Cándida al reequilibrar el pH del cuerpo. Usa vinagre de manzana que no haya sido filtrado o pasteurizado. Agrega 2 a 3 cucharaditas de vinagre de manzana a un vaso de agua y bébelo 2 a 3 veces por día hasta que los síntomas mejoren. Si tienes una infección por levaduras en la piel, puedes agregar una taza de vinagre de manzana al agua caliente que vas a utilizar para bañarte, sumérgete en ella durante unos 20 minutos.

Aceite de orégano

El aceite de orégano puede ser muy eficaz en el tratamiento de una infección por levaduras, pero por desgracia las bacterias buenas también son eliminadas en el proceso. Debes combinar el tratamiento de aceite de orégano con probióticos. Sólo tienes que agregar unas gotas de aceite en un vaso de agua para beber.

Ajo crudo o cápsulas de ajo

El ajo es bien conocido por sus propiedades anti-fúngicas. Lo mejor es comerlo crudo, pero si el sabor no te agrada, entonces prueba con cápsulas de ajo. Aplasta el ajo y espera 10 minutos antes de consumirlo para que  se forme la alicina, compuesto activo responsable de tan buenas propiedades. Este remedio es seguro para tratar la candidiasis vaginal; se puede aplicar la pasta de ajo en la vagina o introducir un diente de ajo como si se tratara de un supositorio vaginal.

Arcilla bentonita

Este tipo de arcilla es muy eficaz en la absorción y la eliminación de la Cándida fuera del tracto digestivo cuando se utiliza internamente.

 

Fuente: este post proviene de este blog, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?
Esta información nunca debe sustituir a la opinión de un médico. Ante cualquier duda, consulta con profesionales.

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

¿Cómo prevenir las picaduras de insectos?

Los insectos pueden ser una verdadera contrariedad, su asedio y picadura pueden convertir una linda tarde de verano en un mal día, en la naturaleza existen millones de tipos de insectos, aunque no tod ...

Recomendamos