comunidades

La infidelidad y sus causas más frecuentes

La infidelidad causa mucho dolor y devastación y también conlleva problemas de dinero, salud, los desacuerdos con los hijos, socava las bases más profundas del matrimonio.

Siempre no se llega a un divorcio siempre que una persona de la pareja es infiel, con el tiempo se sanan las heridas y se reconstruye la relación y las dificultades que conlleva unas relaciones esporádicas fuera del matrimonio, pueden llegar a crear una relación más íntima y fortalecida si se maneja sabiamente la situación.   Algunas veces lo que se considera la infidelidad varia de pareja a pareja. Una intensa amistad sin llegar a tener intimidad física es tomada como una infidelidad.  

Teniendo en cuenta las relaciones en línea y que se idealiza mucho a una persona que esta fuera del matrimonio,  es muchas veces una forma de escape a los problemas que se tienen en la realidad.

Imagen 1


¿Por qué  o cuales son las causas más comunes de la infidelidad?

Los factores por el cual un hombre o mujer es infiel son factores que tienen que ver con los problemas emocionales personales como alcoholismo, baja autoestima, adicciones sexuales y más.   Muchas veces una persona tiene una aventura por pura atracción sexual y toma la decisión de dejar fluir este sentimiento y actuar en consecuencia.  

Generalmente la infidelidad se mantiene en secreto y se recurre a artimañas como mentiras, sintiendo una fuerte atracción de forma romántica con otra persona que no sea la pareja y se  desarrollan fantasías alrededor de esa relación.

Imagen 2


¿Cómo actuar al descubrir la infidelidad?

Al descubrir una infidelidad hay fuertes emociones involucradas para ambas partes, la rabia, el sentirse traicionado, la vergüenza de sentirse descubiertos, depresion, la culpa, remordimientos y por eso se debe actuar sin tomar decisiones apresuradas para no hacer más profundas las heridas.  

Descubrir que la mujer o el hombre están siendo infieles puede ser de mucha intensidad y es muy difícil entender lo que sucede. Por eso hay que tomar un tiempo de espera para que bajen las emociones, dándose espacio los dos involucrados directamente.   Se debe buscar mucho apoyo honesto y sincero de amigos o familiares cercanos para que ayuden a superar lo que se está sintiendo.

Hay que tomarse un tiempo y no entrar a conocer los detalles enseguida. Se pueden discutir algunos hechos, pero lo más complejo de la situación es mejor dejarlo para cuando haya avanzado el proceso de sanidad.
¡Recuerde todo tiene una solución, es mejor no precipitarse y tomar buenas decisiones!  
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Modificado:
¿Qué te ha parecido esta idea?
Esta información nunca debe sustituir a la opinión de un médico. Ante cualquier duda, consulta con profesionales.
Etiquetas: familiapareja

Recomendamos