comunidades

Amante: ¿qué es? 10 características de un amante

Amante: ¿qué es? 10 rasgos
Desde tiempos inmemorables los amantes han existido, son parte del amor, un complemento al desamor y una compañía en la vida.  Sin embargo, cuando hablamos de amantes nos referimos a un estado más trascendental de eso que llamamos compañía, hablamos de complicidad en todos los ámbitos, entonces: ¿qué es un amante?. En este artículo queremos hablarte un poco del significado de la palabra amante. Te has preguntado: ¿cuánto dura una relación entre amante o si un amante sufre?, ¿un amante es también un amigo/a? Y, además, vamos a ver 10 características de un amante en su esencia, ¡Bueno! Comencemos.

Significado de amante

Significado de amante
La palabra amante tiene que ver con esas personas que sienten una intensa atracción emocional, sentimental y sexual entre sí. En algunos contextos se les ha denominado como esas personas que entablan una relación afectiva por fuera del matrimonio o su relación de pareja original, es decir: una aventura.

Sea en un contexto u otro, la palabra amante tiene que ver con la palabra amor y amar. Por ello es un sentimiento que nace desde el corazón y se extiende por todo el cuerpo.

Por eso el significado real del amante es amar en otra dimensión.

De dónde viene la palabra amante

La palabra amante proviene del latín amans, amantis, que se vincula con la palabra amar y ama, aunque también se vincula con la palabra amma que es la voz infantil evocando a la madre, teniendo en cuenta que la connotación de madre tiene que ver con amor.

Otra utilización que se le ha dado a la palabra amante, ha sido en navegación. Para referirse a la cuerda que sujeta al mástil que sostiene la vela y que tiene que ver con las acciones de atar y ligar.

En ambos usos la palabra y el significado de amante tiene que ver con la unión de algo, o alguien. Pero en efecto sinónimos de la palabra amar en el sentido más humano de la palabra.

¿Cuánto dura un amante?

¿Cuánto dura un amante?
Para empezar, todo en la vida es incierto. Aunque si pueden darse unos tiempos y el de los amantes varía acorde al tipo de relación que lleven.  Lo más común es que haya dos años de romance intenso y un deseo inaguantable por el otro. Luego de este tiempo se comienzan a definir como pareja, amantes o como una simple aventura.

El tiempo que dura un amante depende de la intensidad o el grado de importancia que se le vaya dando a los encuentros y a la relación. Algunas veces son relaciones eternas, otras veces terminan dejando a uno de los amantes desolado por la pérdida del otro.

La duración real de una relación entre amantes la define el amor y las condiciones para edificarlo entre los dos.

Cómo ser amante sin sufrir

El sufrimiento es uno de los aspectos que acompañan al amor y las relaciones de pareja, incluida las relaciones entre amantes.  Sin embargo, un amante siempre estará en un plano opcional. Es decir: el amante llega ante las falencias o vacíos que se generan en una relación de pareja.

Para no sufrir es necesario que el amante se concientice que no dura para toda la vida, de que las relaciones tienen un principio y, algunas veces, un final. Basados en esta premisa podemos deducir que el sufrimiento es una decisión antes que un sentimiento.

Por ello es importante que el amante tenga claro el significado de esa relación y sepa que puede ser pasajera, que todo lo demás depende de su actuar en la relación. Además, primordial no ligarse ni generar una dependencia emocional, ya que las dependencias siempre serán malas en cualquier tipo de relación.

¿Por qué ser un amante?

Para ser un amante es necesario llegar a la persona en el momento indicado. Bien sabemos que el amor es un azar y entre esos azares está el de dar con la persona indicada. Muchas veces las relaciones se construyen sobre cimientos de desconfianza, irrespeto y falta de comunicación. Ante este tipo de situaciones el amante llega para complementar la relación y darle un nuevo giro a esa relación con rasgos de toxicidad y dependencia muy marcados.

Entonces, el amante llega para organizar lo que no está en orden y ello los convierte en un aliciente o acompañante. Ante una relación que no tiene un norte, ni un orden.

La razón para ser amante llega a cualquier persona sin que lo piense. No olvidemos que un amante llega porque hay algo que está fallando y es necesario reconstruir o sanar.  Pero, cuidado, a veces amar lo prohibido puede traer consecuencias nefastas para nuestro corazón. Así que: es necesario pisar con cuidado ante una posible aventura o relación entre amantes.

Amante o amigo

Confidente de nuestras noches de pasión y soledad
Un amante, como ya lo hemos dicho, es un complemento o un salvavidas en momentos de problemas de pareja. En ocasiones salvan la vida y en otras nos hacen tomar conciencia de lo que somos y tenemos en una relación de pareja.  Frente a esto nos hemos preguntado si un amante puede ser un amigo o un amigo convertirse en un amante, vamos a ver

Lo primero que debemos tener en cuenta es que un amigo siempre es un confidente y una persona a quien entregamos toda nuestra confianza. Además, un amigo es también un refugio en momentos de crisis.  La amistad va acompañada de ese voto de confianza y esa complicidad que tenemos con algunas personas. A diferencia del amigo el significado de amante va más allá de una amistad y puede incluso irrumpir en esa intimidad que a pocas personas osamos entregar.

Un amante contiene entonces todo el paquete completo que es amistad, pasión, deseo y confianza. Pero ¡espera!, un amante puede también perder esa connotación de amigo, mientras dura. Ya que la intimidad, muchas veces, provoca en nosotros un estado de cercanía tal, que se va perdiendo la figura de amistad por placer total.

En efecto, sea como amante o como amigo en ambos casos impera la confianza y el respeto. Ya el deseo y el sexo son añadiduras que damos de esa relación y que puede prolongarla o darle un límite acorde al nivel de cercanía que hayamos tenido con ese confidente de nuestras noches de pasión y soledad.

10 características de un amante

10 características de un amante


Ahora vamos a ver unas cuantas características de un amante. Un buen amante tiene estos elementos que lo hacen tan especial para su cómplice o pareja. Tenlos en cuenta y mira si eres un amante de verdad o aún te falta un poco para alcanzar ese estatus.

Ten en cuenta estas 10 características y dale identidad a tu relación:

1. Siempre está dispuesto/a

La disposición es la característica que hace de un amante esa persona en la que se pone la confianza y el amor. Sin disposición nunca habrá relación.

2. Son apasionados y juguetones

La picardía es uno de esos aspectos que hacen mágicos a los amantes. Los juegos de amor y las pasiones siempre serán buenos ingredientes para el amor.

3. No les gusta afanar o presionar a su amada/o

Se toman el tiempo y sin afanes a la hora de amar. Lo que los convierte en un acompañante adecuado y en el momento indicado. Las presiones siempre serán un motivo para declinar o abandonar cualquier relación.

4. Siempre está experimentando

Los amantes en esencia hacen parte de una aventura y las aventuras tienen que ver mucho con esa incertidumbre que provoca aquello que experimentamos, el amor es una gran expectativa.

5. Hace sentir sexy la pareja

Los elogios y la picardía son siempre un ingrediente necesario para las relaciones de pareja. Los amantes tienen esa característica que los hace irresistibles a los oídos de quien aman.

6. Genera confianza

Los amantes se convierten en confidentes por excelencia. Esta situación permite que haya canales de comunicación importantes para fortalecer la relación. Recordemos que sin confianza no hay respeto y viceversa.

7. No es un crítico de su pareja y la apoya

Uno de los grandes pecados en las relaciones de pareja es que nos volvemos críticos de la persona con la que compartimos el amor. Los amantes, muchas veces, se convierten en ese apoyo que la pareja no entrega en una relación.

8. Siempre está presente

Un amante cumple con su labor los 24/7 lo que los hace imprescindibles en la vida de su pareja, mientras dura. La presencia emocional y física en una relación son fundamentales para que una relación de pareja perdure.

9. Disfruta de brindar placer y no solo recibirlo

En las relaciones la monotonía es un factor que influye para que el deterioro sea inminente. El amante tiene una carta bajo la manga y es el de brindar placer sin condición, ni límites. Lo que hace que la relación entre amantes sea más fuerte.

10. Está atento a las necesidades de su pareja y comunica las suyas

La falta de comunicación siempre será un detonante para que las relaciones de pareja se dañen. Un amante tiene la comunicación y la expresión de sentimientos como uno de sus aliados. Ya que expresa y escucha convirtiéndolo en un aliado emocional y sentimental.

Como puedes ver, estas características son importantes para identificar si esa persona que tienes a tu lado es un amante y comprendes su significado o simplemente una pareja del común.  No olvidemos que un amante es un aliado del amor y hace que la persona vuelva a creer en el amor y lo que implica amar, pero ¿cuánto dura?.

Hakuna Matata Psicólogos tiene a tu disposición un grupo de profesionales que estarán atentos para escucharte frente a esas dudas y situaciones que nos ponen pensativos ante el amor, la vida y esa parte humana que somos todos, si es tu caso, te recomendamos terapia de pareja.

Artículos relacionados:

30 preguntas para amigos divertidas, un buen juego

Amigos con derechos qué es, preguntas y reflexiones

Películas para ver en familia, 20 recomendaciones que no puedes perder

La confianza en la pareja, algunos consejos para fortalecerla

¿Qué es el amor?, 10 características y tipos de afecto
Fuente: este post proviene de Hakuna Psicólogos Medellín, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?
Esta información nunca debe sustituir a la opinión de un médico. Ante cualquier duda, consulta con profesionales.

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Recomendamos