comunidades

Principios de la terapia gestalt para la buena vida

Para el que esto escribe resulta obvio que existen maneras sanas e insanas de vivir, que hay formas que nutren y sanan y otras que restan y enferman. Así mismo, también es cierto que algunos preceptos o indicaciones nos pueden ayudar a vivir una existencia digna, plena y libre, guiada desde la libertad interior y donde la triada Verdad/Amor/Belleza emerge paulatinamente a medida que se practican, siendo la propia experiencia suficiente para validar dichos principios.

No estoy hablando de mandatos, imposiciones divinas ni rancios moralismos sino de una manera sensata de conducirse por la existencia. Lo que a continuación voy a exponer no es una filosofía intelectual elucubrada por personas mentales desconectadas de lo instintivo y lo emocional, sino las conclusiones básicas extraídas de la experiencia vital de personas que se permitieron ser simple y totalmente humanas.

Principios de la terapia gestalt para la buena vida
Nueve Principios

Así, Claudio Naranjo en su libro La vieja y novísima Gestalt: actitud y práctica de un experiencialismo ateórico resume en los siguientes puntos dichas conclusiones:

Vive ahora, es decir, preocúpate más del presente que del pasado o el futuro.

Vive aquí: relaciónate más con lo presente que con lo ausente.

Deja de imaginar: experimenta lo real.

Abandona los pensamientos innecesarios; más bien siente y observa.

Prefiere expresar antes que manipular, explicar, justificar o juzgar.

Entrégate al desagrado y al dolor tal como al placer; no restrinjas tu percatarte.

No aceptes ningún otro «debería o tendría» más que el tuyo propio: no adores a ningún ídolo.

Responsabilízate plenamente de tus acciones, sentimientos y pensamientos.

Acepta ser como eres.
Naranjo, 1990.

Algunas reflexiones

Lo dicho hasta ahora merece ciertas aclaraciones, por supuesto se trata de comentarios personales basados en mi experiencia y en lo aprendido.

En primer lugar, cuando nos relacionamos con preceptos o indicaciones podemos caer en uno de los dos extremos: en la compulsión del perfeccionismo, en aplicárnoslos rígidamente y desde afuera o en el polo opuesto, en la indolencia y en el no aplicar nada de lo aprendido. Los dos fenómenos existen y ni lo uno, ni lo otro, nos llevan al crecimiento y a la madurez, más aun, ambos suelen alternarse y complementarse, así a periodos de intensa aplicación le siguen otros de extrema dejadez, es lo que en el lenguaje popular se conoce como arrancada de caballo y parada de burro.

Respecto a los preceptos uno y dos vive aquí y ahora me gustaría hacer una matización: vivir aquí y ahora no es vivir a lo loco, ni hacer lo que a uno le dé la gana sin pensar en las consecuencias. Se trata de vivir en un presente expandido donde se tenga una clara consciencia de las causas y consecuencias de nuestras acciones así como de la interrelación de las mismas, en esto ya están implícitos los principios de libertad y responsabilidad que después veremos.

En referencia a los preceptos 3 y 4 experimentar lo real y abandonar los pensamientos innecesarios veo una fuerte influencia del Zen. Se trata de eliminar la diarrea mental tan típica de occidente y de atreverse a enfrentar el horror vacui, premisas necesarias para entrar en contacto con lo real y con lo que uno es y lleva dentro. Este principio permite que emerjan nuestro miedo a la nada y al vacío y en la medida que nos relacionamos con él diligentemente va disminuyendo nuestra actitud fóbica y nuestra compulsión de llenar cualquier hueco mental con verborrea, apareciendo así un aspecto esencial de la libertad interior, de esta manera vamos recuperando nuestro poder y ahorrando energía que ya no tiene que ser derrochada en mantener nuestras defensas contra el horror vacui.

En el cinco prefiere expresar antes que manipular, explicar, justificar o juzgar está muy influenciado por los principios de autenticidad y autorresponsabilidad: se trata de expresar nuestras necesidades sin rodeos en vez de manipular a los otros para obtenerlas. Por ejemplo y en relación con los principios 3 y 4 experimentar lo real y abandonar los pensamientos innecesarios, si por ejemplo tengo una creencia de que alguien piensa tal cosa de mí, en lugar de quedarme rumiando la creencia y alimentando una insana imaginación sería muy saludable atreverme a contrastarlo, preguntándole directamente, sin rodeos ni manipulaciones sutiles ¡Qué diferente sería el mundo si todos hiciéramos esto!
También, en el precepto 6 Entrégate al desagrado y al dolor tal como al placer veo una fuerte influencia del budismo en general y particularmente del Zen: dado que los aspectos desagradables y dolorosos son inherentes a la existencia es imposible huir de ellos (esa era la primera Noble Verdad que expresó Buda: la verdad del sufrimiento). Frente al rechazo que acaba desgastándonos o el regodeo masoquista en el dolor o las quejas que sólo añaden sufrimiento al sufrimiento mejor relacionarse con estos aspectos de la existencia sabiamente, desde la aceptación, la ecuanimidad y el desapego (que no indiferencia).

Los preceptos 7 y 8 hacen referencia a la autorresponsabilidad. Una aclaración merece el 8 Responsabilízate plenamente de tus acciones, sentimientos y pensamientos, esto no significa que seamos omnipotentes y que podamos controlar todas nuestras acciones, sentimientos y pensamientos. No obstante, sí tenemos responsabilidad y en cierto modo podemos elegir qué hacer con aquello que nos pasa. En referencia al 7 No aceptes ningún otro «debería o tendría» más que el tuyo propio: no adores a ningún ídolo implica responsabilizarse radicalmente de la propia existencia: frente a la búsqueda y la demanda compulsiva a personas y referentes externos, la terapia Gestalt enfatiza en el autoapoyo, en ir viviendo desde dentro relacionándose sabiamente con el entorno.

En el 9 acéptate tal y cómo eres nos libra de caer en la culpa, en el autocastigo y conforme desarrollamos esta actitud crece el sano amor por nosotros mismos, nuestros semejantes y el resto de la existencia. Aceptarse tal y como uno es no implica caer en la autocomplacencia ni el inmovilismo, tampoco es una posición blanda ante la propia existencia, es sencillamente acoger lo que uno es y lo que hay, y desde la autorresponsabilidad elegir qué hacer con ello.

Como dijo Fritz Perls, el padre de la terapia Gestalt, esta forma de terapia es demasiado buena para aplicarla sólo a los enfermos, se trata de un verdadero arte del buen vivir. Ahora es responsabilidad de cada uno ver que parte de lo leído aplica a su vida cotidiana y que parte desecha: seamos libres y asumamos nuestra responsabilidad.

Leer artículo en Saludterapia

Fuente: este post proviene de Saludterapia, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?
Esta información nunca debe sustituir a la opinión de un médico. Ante cualquier duda, consulta con profesionales.

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Cómo gestionar el confinamiento

Desde que estallara la crisis de la epidemia del coronavirus, vivimos una situación extrema, rayando casi en el surrealismo. Estamos inmersos en una constante perplejidad que nos mantiene en un estado ...

Coronavirus: la verdad oculta

Algunos medios se han volcado en la información “no fiable” de lo que podría representar “teóricamente” un eminente peligro para la población mundial. Y la verdad es que nadie sabe realmente qué está ...

La responsabilidad está en vosotros

Todos los seres humanos somos libres, y a la vez prisioneros. Somos libres porque elegimos nacer en esta vida, y prisioneros del engaño que conlleva nuestra propia elección. Hace ya más de un año que ...

Etiquetas:

Recomendamos

Relacionado

Terapias

Terapia Gestalt

La terapia Gestalt es un abordaje psicoterapéutico con un enfoque holístico por lo que, trata al paciente de manera integral, desde todas las perspectivas: cognitiva, conductual, relacional y física. Esta metodología de tratamiento psicológico está enmarcada en la teoría humanista. En la terapia de Gestalt, se plantea que nada existe de manera individualizada, sino que cada elemento es parte de un ...

Crecimiento personal

Descubre qué es la terapia Gestalt y cuáles son sus principios

La terapia Gestalt forma parte de la psicología humanista y su principal rasgo es que su objetivo no es solo tratar al enfermo y a sus trastornos psicológicos, sino también desarrollar su potencial como persona. También te puede interesar: El eneagrama, una herramienta de crecimiento personal La terapia Gestalt se ha definido también como la terapia del todo o la terapia del aquí y ahora. El nomb ...

psicología actitud consciencia ...

La terapia Gestalt

Hoy nos hemos dado otro lujito. Hemos invitado a la psicóloga Eliana Cano Villaroel a hablarnos sobre la terapia Gestalt. La verdad es que en esta ocasión es bien poco lo que puedo contar, porque se ha tratado de un taller totalmente experimental. Esto de Gestalt a algunos nos sonaba pero muyyyy lejano. En esencia se trata de vivir el momento actual. Se basa en los tres pilares: PRESENTE: aqu ...

El camino del amor

Un libro terapéutico y gestáltico. Después de trabajar durante 15 años en diversas empresas y editoriales, primero como correctora y traductora de textos y, más tarde, como editora y autora de libros de texto y otros materiales didácticos, en 2012 decidí establecerme por mi cuenta como profesional autónoma, lo que coincidió con el final de mi formación en terapia Gestalt. Mientras configuraba lo ...

Terapias

Terapia humanista

Es un enfoque que puede pernear o influenciar a diversidad de técnicas de psicoterapia. La palabra clave de esta orientación es “humanista”, obviamente relativo a “humano”; para manifestar la idea de la definición de esta perspectiva como un enfoque que observa y aborda al paciente desde su condición integral de ser humano. Se define al humano como un ser emocional, social y físico, por lo que se ...

Autoayuda Victor Küppers

Libro recomendado: Vivir la vida con sentido

“Vivir la vida con sentido” es un libro escrito por Victor Küppers, también autor de “El efecto actitud” que, por medio de esta obra, te ayuda a retomar el control de tu vida. Pocas cosas son tan importantes como el sentido de la vida, sin embargo, en muchos momentos este sentido se nos escapa en medio de los compromisos, las obligaciones y todo aquello que tenemos pendient ...

alegría pena tristeza ...

La alegría de vivir

La alegría de vivir. En determinadas épocas del año, como Navidad por ejemplo parece que sentimos la alegría de vivir de manera más intensa. Ves a la gente por la calle con una sonrisa diferente; se felicitan se saludan y todo parece inundado de un espíritu alegre y dichoso. Bueno, toda la gente no. En estas épocas citadas como la Navidad algunas personas en lugar de sentirse felices y alegres se ...

Equilibrio emocional

Lograr la paz interna, en la cotidianidad, pareciera una fábula en un mundo que camina rumbo a destinos inciertos. Recuerdos de una época de abundancia y libertad, paisajes que alguna vez han surcado la imaginación, deseos que se persiguen a diario, todos son instantes de momentos inexistentes. Traen ansiedad, tristeza, enojo, depresión. Vivir en esos momentos, los de la imaginación, alejados del ...

general uncategorized

LOS PRINCIPIOS DE LA TERAPIA CROMÁTICA:

Este método curativo es extraordinariamente eficaz para tratar el cuerpo porque nuestras reacciones frente al color son siempre automáticas. Los órganos y, en general, todas las zonas del cuerpo humano tienen un determinado conjunto de vibraciones cuando están sanos. Cada órgano tiene su color correspondiente; el mismo que puede curarlo. Cuando nos encontramos bien, emitimos una luz que contiene t ...

masajes y tratamientos uncategorized

LOS PRINCIPIOS DE LA TERAPIA CROMÁTICA:

Este método curativo es extraordinariamente eficaz para tratar el cuerpo porque nuestras reacciones frente al color son siempre automáticas. Los órganos y, en general, todas las zonas del cuerpo humano tienen un determinado conjunto de vibraciones cuando están sanos. Cada órgano tiene su color correspondiente; el mismo que puede curarlo. Cuando nos encontramos bien, emitimos una luz que contiene t ...