comunidades

¿No recuerdas tus sueños? Esta puede ser la razón

Soñar es una biológica que forma parte de las tareas que realiza el sistema nervioso controlado por el ritmo circadiano que establece la vigilia del sueño.

Mientras dormimos el cerebro ejecuta un trabajo de restablecimiento de todos los sistemas, selecciona, organiza, combina y elimina información obtenida durante el día y de hecho, hay expertos que aún debaten si los pensamientos se acallan o no.

Hay personas que aseguran soñar toda la noche e incluso despertar cansados por ello.

Mientras dormimos sigue habiendo actividad en nuestro cerebro, aunque estamos en un estado de inconsciencia, así que también las emociones están en sintonía con los sueños y listas para manifestarse.

¿Les ha sucedido que despiertan llorando por un sueño en el que sintieron dolor o exaltados, o satisfechos? Una parte de nosotros está en plena conexión mientras dormimos y los sueños se pueden sentir muy reales.

Pero, ¿para qué soñamos?

Los especialistas en sueño señalan que existe una explicación biológica que hace sinergia con los componentes psicológico, social y las vivencias del día a día.

Desde el punto de vista biológico se considera que el sistema nervioso realiza ajustes mediante los sueños, al tiempo que algunos sueños pueden reflejar situaciones de estrés, experiencias positivas o negativas, conflictos, ansiedad, expectativas o situaciones que afectan nuestras emociones y se reviven a través de los sueños.

Esta es una de las razones por las que la teoría de que “dormir bien es igual a descansar” pierde un poco de fuerza y requiere de otros factores que sumen a la calidad del sueño para que sea sinónimo de un descanso real.

Los sueños también nos muestran a nosotros mismos bajo una representación o forma de ser que probablemente desconocemos en estado de conciencia, y nos trasladan al componente inconsciente condiciona lo que hacemos y pensamos.

Los sueños siempre tienen un punto de conexión con la realidad pues todas las imágenes e informaciones han sido recogidas por el cerebro a través de nuestros sentidos mediante la interacción con el mundo y las personas del entorno tanto en el pasado como en el presente. Durante su desarrollo no suelen ser lógicos ni razonables, así que es común que en ellos se mezclan la realidad con la imaginación.

Fuente: este post proviene de Roncopatía, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?
Esta información nunca debe sustituir a la opinión de un médico. Ante cualquier duda, consulta con profesionales.

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Es una costumbre muy sana en niños, ya que es un excelente reparador natural que aporta enormes beneficios al organismo. Es por esto que, además del sueño nocturno, durante los primeros años de vida s ...

Las pesadillas, como la mayoría de los sueños, ocurren en la fase del sueño en la que el cerebro está muy activo. Las vívidas imágenes que está procesando el cerebro pueden parecer tan reales como las ...

Recomendamos