comunidades

¿El inconsciente? ¿Qué es eso?

Es asombrosa la cantidad de personas que vienen a mi consulta exponiéndome su caso en el mismo "lenguaje" que aprendieron en sus anteriores terapias (casi todas cognitivas o conductuales) y, a pesar de haber recibido algunos útiles consejos y haber mejorado en ciertos aspectos, se muestran cansadas por esos síntomas que no logran superar y cuyos motivos siguen sin comprender. Yo les hablo, ya en la primera sesión, de la necesidad de explorar y resolver las causas, los motivos, los conflictos inconscientes que les producen esos síntomas tan dolorosos e incontrolables... Pero casi siempre su respuesta es la misma: esas personas me miran con los ojos abiertos como platos, sin comprenderme, como si les hablara de brujería. ¿El inconsciente? ¿Qué es eso?, parecen preguntarme. Nunca oyeron hablar de algo así en sus terapias anteriores, sino más bien de todo lo contrario, de que hay cosas que uno debe o no debe "hacer" para "ponerse bien", con total independencia de lo que puedan gritar sus corazones, a veces con verdadera desesperación. Yo me apeno por esas personas y me digo: "Dios mío, ¡si está todo por hacer!".

También hay quien afirma "yo no creo en el inconsciente". Como si estuviésemos hablando de extraterrestres o de arcángeles. Pero nuestro inconsciente sí "cree" en nosotros, porque el corazón de todo ser humano está lleno de heridas, emociones, recuerdos y conflictos que, aunque nos hacen la vida imposible, no queremos reconocer y por eso nos centramos sólo en "portarnos" bien y "controlarnos" correctamente. Por eso nuestros síntomas no mejoran.

No es muy difícil deducir que, si ingieres un veneno, tu única salvación será purgarlo, arrojarlo cuanto antes. De nada te servirá minimizar los síntomas, decirte a ti mismo que ya pasará, visualizar bonitos paisajes, sonreír con optimismo esperando que baje la fiebre... Simplemente, o reconoces que has tragado un veneno y lo vomitas, o te mueres. Esto es la terapia psicodinámica. Pero muchas personas intentan convencerse (y convencerme) de que su veneno no es tal: "mis padres me quieren, ellos también lo pasaron mal, no puedo enfadarme con ellos, además están viejos y me necesitan, ya los perdoné hace tiempo, es responsabilidad mía seguir adelante, de qué serviría remover viejos recuerdos, ya no quiero hablar de eso...", etcétera. Y me pregunto en esos casos: "¿Por qué vendrán estas personas a mi terapia? ¿Habrán leído siquiera mi blog?" Muchas de ellas, lamentablemente ¡también se niegan a leerlo!

Esto es, en mi opinión, una consecuencia de lo que durante milenios ha hecho nuestra civilización con las personas maltratadas por sus familias. Primero se ideó un mandamiento, "honrarás a tu madre y tu padre", para conseguir a toda costa la obediencia y el silencio de las víctimas. Después, si su comportamiento resultaba demasiado extraño, se dijo que era debido a "demonios y malos espíritus". Más tarde se los encerró en lúgubres manicomios, con sus duchas frías y electrochoques. Ahora preferimos todo lo que suene a científico, sobre todo si son carísimas y tóxicas pastillas de colores, o pautas de conducta y consejos de pensamiento positivo para "centrar tu atención y hacerte olvidar todas esas cosas raras que te pasan por la cabeza". Y si, a pesar de todo, las víctimas empeoran... ¡qué importa! Tal vez se les conceda una pensión de invalidez para que puedan vivir para siempre con sus "queridos" padres, o al abrigo de alguna institución.

Pero, aunque la mayoría mire hacia otro lado, algunos sabemos que el inconsciente SÍ existe. Y que no es otra cosa que ese lugar en el que guardamos todo lo doloroso que hemos vivido y sentido y que nos hemos ocultado a nosotros mismo. Es ese "sótano" lleno de cosas que te debilitan, que te envenenan, y que son tantas o tan grandes que cada vez te resultan más difíciles de esconder. Por eso sigues teniendo síntomas. Y si quieres dejar de sufrirlos, ¿cómo podrás conseguirlo si no te armas de valor y bajas con la linterna de la consciencia a limpiar ese sótano? Las personas con sótanos bien iluminados, limpios y ventilados no tienen síntomas, ni los necesitan. Saben muy bien por qué les pasa lo que les pasa, y actúan en consecuencia.

Fuente: este post proviene de Viaje Interior, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?
Esta información nunca debe sustituir a la opinión de un médico. Ante cualquier duda, consulta con profesionales.

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

NOTA: En este artículo entenderemos por "madre" a la figura de apego principal del niño, ya sea la madre biológica o adoptiva, o cualquier otra persona maternante, sea hombre o mujer. El TLP ...

El ser humano está hecho para vivir al aire libre, bajo el sol, para relacionarse, tocarse, sentir y disfrutar de la vida. Pero con las medidas sanitarias para luchar contra la pandemia, todo esto, de ...

por CKS Siempre me he sentido poco. Mis padres no tenían tiempo para mí, tenían otros problemas. En el colegio me pegaban. Mis amistades eran superficiales, me peleaba con la gente, rabiaba por tener ...

Recomendamos

Relacionado

crecimiento personal neurosis psicoterapia

Muchos de nuestros consultantes nos dicen: "He aprendido más contigo en pocas semanas que en largos meses (o años) con otras terapias". Esto me emociona y halaga, pero al mismo tiempo me entristece profundamente. Y me pregunto ¿por qué hay terapias tan "lentas"? La respuesta es, desde mi punto de vista, muy sencilla. Aunque es cierto que hay problemas irresolubles y otros basta ...

autoconocimiento crecimiento personal neurosis ...

Todos conocemos los lapsus y actos fallidos, esos "goles" que le marca el inconsciente a nuestra voluntad. Por ejemplo, cuando queremos decir una palabra pero se nos "escapa" otra. Cuando queremos hacer algo pero siempre se nos "olvida". Cuando no recordamos dónde hemos guardado una cosa "importante"... Son triunfos espectaculares (parecidos a los síntomas n ...

mujeres neurosis psicoterapia

Vengo observando últimamente que algunos clientes, casi siempre mujeres, se refieren a la terapia como "su espacio". Una especie de lugar o tiempo que de algún modo les "pertenece" y sobre el que parece que pretenden algún tipo de control o predominio. Me recuerdan mucho a aquella frase de "quien paga manda" o a quien contrata a un albañil ordenándole "arrégleme ...

terapias alternativas medicina natural acupuntura ...

Terapias alternativas o medicina natural son términos utilizados para curar a las personas de otra manera, aminorar su dolor o los síntomas causados por la enfermedad, es así como nos encontramos con la acupuntura, aromaterapia, auriculoterapia, la terapia de abejas y muchas más. Se busca el origen y se evalua si el síntoma es causa y consecuencia de un origen mental emocional. "El cuerpo exp ...

psicología neurosis sentimientos ...

Reiteramos a menudo la necesidad de expresarnos, de quejarnos, de desfogar nuestras emociones y sentimientos como requisito indispensable para aliviar la acuciante presión de nuestro inconsciente. Ahora bien, ¿todas las quejas son iguales? ¿O hay quejas "necesarias" para liberarnos pero, al revés, hay también quejas que sólo contribuyen a perpetuar nuestros problemas? A este segundo tipo ...

Toma el nombre de la conocida obra de Shakespeare, Otelo, que mata a Desdémona poseído por unos celos enfermizos. El síndrome de Otelo es un delirio por el cual la persona que lo sufre está firmemente convencida de que su pareja le es infiel. "La persona está obsesionada con la idea de la infidelidad y muestra una serie de conductas que se manifiestan tratando de buscar pruebas que lo demuest ...

Nos pasamos la vida aprendiendo cosas nuevas pero muchas veces nos olvidamos de la importancia de revisar lo que conocimos y quizás ahora se quedó obsoleto. El inconsciente tiene cuatro características fundamentales que favorecen su utilidad y son las siguientes: Para el inconsciente, simbólico y real son equivalentes Para el cerebro, imaginar es un acto similar a llevarlo a cabo. De hecho, se act ...

Cerebro Método Feldenkrais Neurociencia ...

¿Hasta qué punto el inconsciente domina nuestra vida?  ¿Está siempre el cerebro en modo automático? ¿Nos dirige nuestra mente inconsciente?  ¿Por qué nos enamoramos de ciertas personas y no de otras?  Un extraordinario documental que nos ayuda a ver en qué basamos nuestras decisiones. Muchas de las decisiones que tomamos están dictadas por una parte de nosotros, que actúa de forma automática, y qu ...

crecimiento personal inconsciente neurosis ...

Siempre se ha dicho que "la mirada es el espejo del alma". Y con toda la razón. Por eso las miradas, que son ventanas al inconsciente, pueden ser interpretadas en psicoterapia, etc. Pero hay también otro canal donde el alma se expresa, y éste es la voz. Porque la voz transmite innumerables emociones conscientes e inconscientes como pueden ser el miedo, la ira, hostilidad, dureza, frialda ...

el estrés

bienvenido a este nuevo artículo, hoy te hablaré en profundidad sobre el estrés. Todos sabemos lo que es sentirse estresado, pero no es fácil precisar exactamente lo que significa el estrés. Cuando decimos cosas como, "esto es estresante" o "estoy estresado", podríamos estar hablando de: Situaciones o eventos que nos causan mucha tensión; un ejemplo, son los momentos en los q ...