Mejorando la casa Idea guardada 0 veces
La valoración media de 1 personas es: Excelente

Cómo tratar naturalmente los quistes y miomas del útero



Uno de los problemas más comunes en la actualidad son la mala nutrición, el estrés, desequilibrio hormonal, el sobrepeso, la falta de ejercicio y el sedentarismo, todos estos suelen ser algunas de las causas de los quistes ováricos y fibromas. Muchas mujeres buscan tratar el ovario poliquístico por medios naturales, ya que los quistes son benignos y pueden eliminarse del organismo por sí mismo.

Por su parte, otras mujeres buscan complementar el tratamiento de los miomas con una opción natural, que les dé fuerza y desintoxique su organismo.

De acuerdo con los médicos naturistas, tanto los quistes como los miomas son benignos, es decir, no representan peligro de cáncer, pero sí pueden ocasionar molestias a las mujeres, como sangrados, períodos menstruales abundantes, cólicos, etc. Los remedios naturales más recomendados por la naturopatía son:  

Infusiones. Las infusiones de hierbas se utilizan para reducir el tamaño de miomas y quistes ováricos, suele recomendarse tomarlas por al menos seis semanas y suelen recomendarse las de hierbas como trébol rojo, diente de león y cardo marino.



Vitaminas A y E. El consumo de alimentos ricos en vitaminas B y E es de gran ayuda para equilibrar los niveles de estrógeno y progesterona, relacionados con el crecimiento de los miomas. Estas vitaminas las encontramos en los vegetales verdes, legumbres y granos integrales son fuente de estas vitaminas. La zanahoria, la sábila y la remolacha también tienen nutrientes que son de gran ayuda para eliminar los quistes ováricos.

Remedios para los miomas:

1 cucharadita de miel.

1 limón.

1 cucharada de polen.

1 vaso de agua simple.

1 taza de sábila.

Se deben licuar los ingredientes y beber sin colar en ayunas.

1 pedacito de remolacha cruda y fresca.

1 cucharadita de miel.

1 diente de ajo fresco.

Una taza de zanahorias frescas.

Se debe pasar por el extractor la remolacha, el ajo y mezcla la zanahoria para sacar todo su jugo, el cual podemos endulzar con la miel de abeja para posteriormente beberlo, se recomienda hacerlo diariamente, descansando una vez a la semana.

No olvides consultar a tu médico, ya que estos remedios son solo para complementar el tratamiento y no excusas para dejar el medicamento.
 
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?
Esta información nunca debe sustituir a la opinión de un médico. Ante cualquier duda, consulta con profesionales.

Recomendamos