comunidades

Cómo reconocer a una persona con depresión sonriente

La sonrisa no siempre significa que uno esté feliz y este es el problema a la hora de identificar a una persona con depresión sonriente, que nos puede mostrar una gran sonrisa y transmitir felicidad, aparentando llevar una vida satisfactoria, cuando de forma encubierta está atravesando una depresión.

La persona con depresión sonriente no exterioriza su bajo estado de ánimo y trata de aparentar normalidad, incluso cuando se le pregunte si le sucede algo, ya que intentará ocultarlo.
Vive como si realmente no le pasara nada y esto supone un alto coste emocional, haciendo que su sufrimiento y sus síntomas vayan aumentando hasta que llega el día en que no pueden más y se desbordan emocionalmente.

¿Cómo puedo identificar a una persona con depresión sonriente para poder ayudarle?


Además de los típicos síntomas depresivos como la tristeza y la pérdida de interés (aunque pueden mejorar su estado de ánimo momentáneamente si reciben alguna noticia o momento positivo), presentan sensación de pesadez y cansancio en brazos y piernas, aumento de apetito, dormir muchas horas y aún así sentir sueño, episodios de irritabilidad o ira y susceptibilidad a la crítica y el rechazo.

En las redes sociales pueden compartir historias de alegría y éxito y su entorno desconocer que estén atravesando una depresión, a ello contribuyen las redes sociales que alientan a dar una imagen positiva de uno mismo y a la comparación con los demás, lo que puede llevar a las personas con depresión sonriente a pasar un mayor tiempo en redes sociales intentando reflejar su alegría ficticia y buscando comparar su vida con la de los demás.

Por ejemplo, en las noticias podemos ver cómo personas que mostraban en sus redes sociales historias divertidas que aparentaban una vida normalizada, decidieron quitarse la vida, sin imaginar nadie del entorno que estaba sufriendo una depresión.

Suele darse en personas perfeccionistas, que no se permiten cometer errores, con un gran sentido de exigencia y responsabilidad por lo que tienen que ocuparse de todo y tener la sensación de control de todo lo que les rodea.

Suele darse en personas introvertidas a las que les cuesta hablar de sus problemas y transmitir aquello que les preocupa así como no exteriorizar sus sentimientos.

Suelen anticipar fracaso en aquello que realizan y les cuesta superar situaciones vividas consideradas como vergonzosas, además de rumiar situaciones que han vivido (pensar una y otra vez en las mismas ideas y conversaciones que han mantenido, entrando en un bucle sin salida).

Podemos observar que siempre están en activo y ocupan casi todo su tiempo en hacer muchas actividades y trabajar, marcándose continuamente exigencias que son inviables, y aunque realicen muchas actividades minimizan la realización de las mismas.

Si identificas en tu familiar o amigo una depresión sonriente, escúchale con empatía y sin juzgar y ofrécele tu ayuda para que cuente aquello que le preocupa, sin minimizar lo que siente  y vea alternativas de solución, además de pedir ayuda profesional para afrontar la depresión y disfrutar una vida plena en base a sus propios valores.

 
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?
Esta información nunca debe sustituir a la opinión de un médico. Ante cualquier duda, consulta con profesionales.

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Recomendamos