Salud

Megamedico Idea guardada 210 veces
La valoración media de 209 personas es: Excelente

VPH en mujeres: 8 cosas que necesitas saber

El VPH en mujeres es una de las enfermedades de transmisión sexual que se presentan con más frecuencia en la actualidad. Esta enfermedad adquiere mucha importancia debido a su relación con el cáncer de cuello uterino, por lo que su detección precoz es esencial para poder tipificarlo y saber si es un serotipo de bajo o alto riesgo.

El control ginecológico anual luego de comenzar una vida sexual activa es lo más recomendable para su cribaje. Durante dicha consulta, se toman las muestras para realizar la citología cervico-vaginal, que es el principal método de pesquisa para detectar en primer lugar una infección por VPH.

Si bien es cierto que es una enfermedad bastante común y que la mayoría de las mujeres presentarán al menos una vez en la vida debido a su gran diversidad para invadir distintos tejidos, es la infección por el VPH de serotipos con preferencia por tejidos genitales, la que reviste una gran importancia desde el punto de vista clínico.

VPH en mujeres


1.- ¿Qué es VPH en Mujeres?

El VPH es denominado de esa forma por el significado de sus siglas: Virus de Papiloma Humano.

No es correcto decir que es un virus, ya que existen más de 100 tipos que se relacionan con distintas afecciones.

Son un grupo de virus de ADN que pueden infectar tanto a mujeres como a hombres.

La mayoría de las veces, ellos ocasionan una infección latente, es decir, no hay síntomas pero el microorganismo está presente.

El virus del papiloma humano, al igual que otros virus, tiene una morfología compleja con un grupo de genes (E y L) capaces de regular distintos procesos dentro del organismo que infectan.

2.- ¿Cómo se contrae VPH en Mujeres?

En general, hay tres vías de transmisión para el VPH en mujeres:

Contacto sexual:

Esta es la vía de transmisión más común de este virus.

Contrariamente a lo que sucede con otros tipos de virus, este no se transmite por el contacto directo con el semen de un hombre infectado.

La transmisión se da por la presencia de una herida en la mujer que entre en contacto con una laceración del hombre.

Las lesiones producidas por el VPH son muy sangrantes, por lo que con la fricción durante el contacto sexual se puede presentar sangrado y si la mujer también tiene una herida, esta es la puerta de entrada del virus.

Transmisión vertical:

Esta es la transmisión feto materna.

Puede ocurrir cuando existen verrugas en el canal del parto.

Esta forma de transmisión es cada vez menos frecuente debido a las medidas preventivas que se han implementado.

La forma más común que se asocia a este mecanismos es el VPH laríngeo.

Penetración digital:

Hay muchos tipos de virus y aunque algunos tienen predilección por tejidos mucosos, otros la tienen por tejidos cutáneos.

Por lo que se pueden presentar lesiones en los dedos de manos y pies.

Si se utiliza el dedo infectado para penetrar la cavidad vaginal, se puede transmitir el virus.

Otras:

Aunque es menos frecuente, la transmisión puede ocurrir producto de fómites infectados.

Los fómites son objetos inanimados, en donde el virus puede estar latente.

Como ocurre con juguetes sexuales o instrumentos de exploración ginecológica que no están bien esterilizados.

3.- Tipos de VPH:

Como ya se expresó anteriormente, se han descubierto más de 100 serotipos de VPH. Esto se dividen según el riesgo de progresar a lesiones malignas en grupos de:

Riesgo Bajo:

Los subtipos más frecuentes son el 6, 11, 41, 42, 43 y 44.

Suelen ocasionar condilomas acuminados.

Hay una producción viral limitada.

Riesgo Intermedio:

Los serotipos dentro de esta categoría son el 39, 51 y 52.

Riesgo Alto:

Son los serotipos 16, 18, 30, 31, 33, 45 y 46.

Estos son los que se relacionan con neoplasias intraepiteliales cervicales o carcinomas invasores.

Esto se debe a que el genoma del virus se encuentra adherido al ADN del huésped.

4.- ¿Qué produce el VPH en Mujeres?

La mayoría de las veces, el VPH en mujeres no ocasiona ningún tipo de síntoma. Sin embargo, según el trofismo (preferencia) que tenga el serotipo de virus por infectar ciertas zonas del cuerpo, se pueden producir algunas lesiones:

Afección cutánea:

Verrugas planas: Serotipos 3, 10, 28 y 49.

Lesiones no verrugosas: Serotipos 37 y 48.

Verrugas plantares: Serotipos 1,2 y 4.

Lesiones o verrugas comunes: Serotipos 2, 4, 26, 27, 29 y 57.

Afección genital:

Condilomas acuminados: Serotipos 6, 11, 42, 43, 44 y 54.

Neoplasia intraepitelial cervical: Serotipos 6, 11, 16, 18, 30, 31, 34, 35, 39, 40, 42 y 43.

Carcinoma: Serotipos 16, 18, 31, 33, 34 y 35.

Afección de mucosas no genitales:

Pulmón: Serotipos 2, 6, 11, 16, 18 y 30.

Papilomas laríngeos: Serotipos 6, 11 y 30.

Oral: Serotipos 13 y 32.

Aparte de estas lesiones, no hay afección de estado general y ningún otro tipo de síntoma como puede verse en otras enfermedades sexuales.

Condilomas acuminados:

También reciben el nombre de verrugas venéreas o genitales.

Se pueden presentar en la vagina, la vulva o el cérvix producto de la infección por VPH.

La mayoría de los subtipos que generan condilomas acuminados no se relacionan con el desarrollo de carcinoma. De todos los tipos existentes de VPH, aproximadamente 20 pueden ocasionarlos.

Se presentan con mayor frecuencia en mujeres entre los 15 y 25 años, siendo algunos factores de riesgo: Diabetes, inmunosupresión y el embarazo.

Las lesiones son blandas y pedunculadas, pudiendo aparecer en cualquier superficie mucosa y cutánea. El tamaño y la forma son variables.

Aparte de eso, no hay otros síntomas excepto si las lesiones sufren traumatismos o se infectan secundariamente. Si esto ocurre, se pueden presentar sangrado y/o dolor.

Se debe diferenciar de los condilomas planos que se producen en la sífilis. Pero a simple vista pueden reconocerse a pesar de necesitar una confirmación diagnóstica.

Actualmente no existe ningún tratamiento para erradicar completamente el virus a pesar de las distintas opciones terapéuticas. Uno de los mejores métodos consiste en la extirpación quirúrgica.

Otra alternativa es tratarlos tópicamente con pomadas.

Neoplasia Intraepitelial Cervical (NIC):

El VPH en mujeres es una infección con la cual se debe tener precaución debido al riesgo de que algunos subtipos ocasionen una neoplasia intraepitelial cervical. Esta se refiere a un grupo de alteraciones intraepiteliales que inician con una atipia mínima, la cual va progresando hasta llegar a ocasionar un carcinoma invasor. Sólo ocurre en el 1% de todas las mujeres infectadas y hay tres grados:

NIC-I: Hay una displasia leve, en donde las células anormales están confinadas al primer tercio del epitelio. Aunque hay anomalías nucleares, estas no son muy intensas. Las mitosis son raras. Se observa una buena diferenciación de los dos tercios superiores del epitelio.

Neoplasia Intraepitelial Cervical-II: Hay una displasia moderada, en donde las células anormales se extienden a los dos terceras partes del epitelio. Se observan anomalías nucleares más importantes. Las mitosis son más abundantes y puede haber algunas anormales en el tercio inferior. El tercio superior muestra una buena diferenciación.

NIC-III: Esta es una displasia grave, en donde las células anormales abarcan todo el epitelio. Tanto las atipias nucleares como las mitosis se encuentran en todas las capas del epitelio. Puede haber escasa maduración.

 

Neoplasia intraepitelial cervical


El VPH se puede manifestar de las siguientes formas en la boca:

Hiperplasia epitelial focal:

También se conoce con el nombre de enfermedad de Heck.

Es un desorden benigno que se caracteriza por elevaciones nodulares de la mucosa bucal.

Es muy raro y no tiene predilección por ningún sexo.

Leucoplasia pilosa:

Es una lesión banca que se localiza a lo largo de los laterales de la lengua, puede ser uni o bilateral.

Frecuentemente se observa como una superficie irregular, aunque puede ser lisa.

Se presenta con poca frecuencia.

Verruga vulgar:

Lesión elevada que se presenta  como nódulos firmes caracterizados por proyecciones papilomatosas en la superficie.

Son lesiones benignas que suelen localizarse en manos, dedos, cara, cuero cabelludo y región peribucal.

Las que se presentan en la mucosa bucal (verruga vulgar bucal) son raras y se producen por auto inoculación a partir de las lesiones de los dedos.

Se pueden localizar en dorso de lengua, encías, paladar duro y labios.

Condiloma acuminado bucal:

Son las mismas lesiones que aparecen en los genitales, solo que se localizan en la cara dorsal de la lengua o en el paladar.

Son lesiones con forma de coliflor y pueden ser únicas o múltiples, tienen coloro rosado y superficie irregular.

Si son sometidas a compresión, las lesiones adquieren un aspecto liso.

 

Condiloma en boca


¿Dónde salen las verrugas del VPH en Mujeres?

Las verrugas venéreas pueden aparecer en cualquier superficie cutánea y mucosa.

Los lugres más comunes son: Boca, vulva, vagina y cuello uterino.

En mujeres que practican sexo anal, se pueden observar condilomas acuminados en los márgenes anales.

5.- ¿Cómo se diagnostica VPH en Mujeres?

El VPH en mujeres se sospecha cuando se observan las lesiones típicas (condilomas acuminados) o si directamente se observa la existencia de una neoplasia intraepitelial cervical. Sin embargo, se debe confirmar el diagnóstico y se debe identificar el tipo de virus que está afectando a las mujeres para saber si es de bajo o alto riesgo.

Diagnóstico de Sospecha:

Resultados alterados en la citología cervicovaginal, como son: Lesiones intraepiteliales escamosas de bajo grado y lesiones intraepiteliales escamosas de alto grado. Esto se debe a que los cambios observados en esas alteraciones son semejantes a los observados en casos de neoplasias intraepiteliales cervicales.

Pruebas serológicas: Estas no son los suficientemente sensibles, por lo que en resultado positivo o negativo solo nos hace sospechar del diagnóstico. Aún así, resulta necesario realizar pruebas de detección del virus.

Diagnóstico Definitivo:

Se basa en la realización de pruebas destinadas a detectar directamente el virus. Con ellas, no sólo puede establecerse el diagnóstico, sino que también se puede tipificar el virus y reconocer la carga viral. Los métodos son:

Pruebas sin amplificación:

Northern Blot.

Southern Bloth.

Hibridación in situ en muestras biológicas.

Southern Blot reverso.

Dot Blot.

Hibridación in situ sobre filtro.

Pruebas con la secuencia diana amplificada:

Reacción en cadena de la ligasa.

Amplificación de la secuencia de ácido nucleico.

Reacción en cadena de la polimerasa.

Pruebas con señales químicas de visualización amplificada:

ADN ramificado.

Sistema del híbrido de captura.

Este último método es ampliamente usado porque con una técnica de quimioluminiscencia se pueden identificar 5 tipos de bajo riesgo de VPH y hasta 13 tipos de oncogenes. Todas las pruebas mencionadas anteriormente son pruebas de tipo inmunológico y molecular cuyo objetivo es demostrar la presencia del virus.

¿Qué prueba detecta el VPH en Mujeres?

Como ya se mencionaron, existen varias pruebas para poder detectar la existencia de VPH en mujeres.

Siempre que se observen lesiones sospechosas o si se obtienen resultados alterados en la citología cervico-vaginal, entonces deberán solicitarse.

Las pruebas utilizadas para establecer el diagnóstico definitivo también sirven para tipificar el virus.

Una desventaja es que son sumamente costosas.

6.- ¿Cuál es el tratamiento del VPH en Mujeres?

Primero, se debe tener en cuenta que no existe ningún tratamiento actual que erradique por completo el virus, sin embargo, hay muchas alterativas terapéuticas. El tratamiento del VPH en mujeres es variable dependiendo del tipo de síntomas que este generando el virus.

Condilomas acuminados:

Para tratar estas lesiones hay diversas alternativas, entre las cuales están:

Ácido tricloroacético tópico:

Se debe usar la solución al 50-85%.

En donde se encuentre la verruga, se debe aplicar una pequeña cantidad; esto se hace cada 1 ó 2 semanas. Se suelen necesitar al menos 6 ciclos de tratamiento.

Se logran tasas de remisión del 81%.

Su uso es permitido durante el embarazo.

Crema de imiquimod:

Con una concentración del 5%.

La crema debe aplicarse tres veces a la semana antes de acostarse. El tratamiento se debe hacer por 16 semanas.

Luego de 6-10 horas de la aplicación de la crema, se debe lavar la zona en donde se aplicó.

La mayor tasa de remisión lograda es del 77%.

Está permitido su uso durante el embarazo.

Interferón:

Se debe inyectar en el borde y bajo a lesión.

Su uso no se recomienda durante el embarazo.

La tasa de remisión más alta es de 53%.

Podofilotoxina:

En solución o en gel al 0,5%.

Se debe aplicar dos veces al día por tres días continuos. Luego, se debe repetir dicho ciclo de 4-6 veces.

Crioterapia:

Con este método se logran tasas de remisión del 70-96%.

No se recomienda durante el embarazo.

Resina de podofilino al 10-25% en benzoína:

Con tasas de remisión del 38-79%.

Su uso está completamente contraindicado durante el embarazo.

Escisión con láser de CO2:

Se reportan tasas de remisión del 72-97%.

No se recomienda esta terapéutica durante el embarazo.

Electrodesecación:

La tasa de remisión es del 94%.

Pero no se recomienda su uso durante el embarazo.

Escisión quirúrgica:

La tasa de remisión alcanza el 93%.

Sin embargo, tampoco se recomienda su uso durante el embarazo.

Neoplasias intraepiteliales cervicales:

El objetivo de tratar estas lesiones producidas por el VPH en mujeres es evitar su progresión hacia un carcinoma. Hay diferentes métodos de tratamiento, que van desde los más conservadores hasta los más radicales. Para cada uno de ellos hay indicaciones específicas según el tipo de lesión, la edad de la mujer y su deseo de conservar la capacidad reproductiva.

Métodos de ablación:

Electrodiatermia:

Método utilizado para destruir la zona afectada mediante electrocoagulación.

Antes de iniciar con el proceso, es necesario usar anestesia.

Se puede destruir una profundidad de hasta 10 mm al combinar electrodos de aguja y bola.

Con el electrodo de bola se destruye la superficie del ectocérvix, mientras que el de aguja debe insertarse repetidamente con un intervalo de 2 mm en la zona de transición.

Se produce una mayor fibrosis en comparación con otros métodos.

No influye sobre la fertilidad ni en la evolución de embarazos ulteriores.

Criocoagulación:

Método para destruir la lesión mediante frío.

Este método puede emplearse sin la necesidad de anestesia.

Hay varios tamaños de sondas para utilizar según sea la extensión de la lesión.

El cono debe colocarse de color blanco y a partir de allí, se debe contar un tiempo de aplicación de 2-4 minutos; esto puede hacerse de forma continua o intermitente.

Esta última forma consiste en colocar la sonda por 1 minuto, se descansa por 3-5 minutos y por último se vuelve a aplicar la sonda por 1 minuto.

Es una técnica inadecuada para las criptas glandulares, ya que la profundidad de destrucción tisular es de 4 mm.

Ventajas: Fácil de aplicar, indolora y no tiene repercusión en la fertilidad.

Láser de CO2:

Su acción biológica es térmica, volatilizando los tejidos.

Permite la destrucción del tejido deseado respetando los que rodean la lesión.

Este método se hace bajo control colposcópico, ya que este posee un marcador luminoso que indica la zona en donde se debe efectuar la aplicación.

Cuando se realiza adecuadamente, no hay daño sobre tejidos adyacentes, además de que no influye en la fertilidad futura.

Su desventaja es que es un método muy costoso.

Cirugía conservadora:

En este grupo se incluye la extirpación de la zona escamocolumnar:

Se refiere a la erradicación de la lesión, incluyendo la zona escamocolumnar. Dicha erradicación puede realizarse con láser (muy costoso) o con asa de diatermia (conización).

Sirve como tratamiento y como método diagnóstico, ya que con esta se puede evidenciar que la lesión efectivamente era preinvasora.

Debe extirparse completamente la zona escamocolumnar con un círculo de 2 cm de diámetro y de 8 mm de profundidad.

Observa el siguiente vídeo en donde se realiza e procedimiento con el asa de diatermia:

 



Cirugía radical:

Consiste en la realización de una histerectomía total.

En pacientes menopáusicas o que no deseen fertilidad futura.

¿Quién trata el VPH en mujeres?

El VPH en mujeres que ocasiona verrugas o lesiones genitales, es tratado por un especialista en ginecología.

Si las lesiones progresaron hacia un carcinoma in situ o invasor, entonces se debe manejar conjuntamente con un oncólogo.

Las lesiones que se localizan en piel, pueden ser tratadas por un dermatólogo, siempre y cuando no existan lesiones genitales asociadas.

7.- ¿Qué tan peligroso es el VPH en Mujeres?

La mayoría de los casos de VPH en mujeres no son peligrosos, ya que sólo el 1% de las veces progresan hacia lesiones malignas.

Para determinar qué tan peligroso pudiera llegar a ser, primero se debe diagnosticar la infección. Luego de esto, se debe tipificar el virus para saber si se asocia con un alto o bajo riesgo de desarrollar carcinoma.

Si es un subtipo de alto riesgo, entonces es bastante peligroso para la mujer portadora. El tratamiento debe será más agresivo en estos casos.

8.- ¿Cómo prevenir VPH en Mujeres?

El VPH en mujeres puede prevenirse de varias formas:

Intervenciones conductuales:

Abstinencia sexual: Aunque suene absurdo, este es el mejor método para prevenir la infección por VPH.

Retraso del primer coito: Mientras más temprano se inicien las relaciones sexuales, existirá un mayor riesgo de contraer algún tipo de enfermedad de transmisión sexual.

Limitación del número de parejas sexuales: Evitar en gran medida la promiscuidad.

Si tienes vida sexual activa, lo mejor es saber la historia sexual de tu pareja, con cuántas mujeres ha estado antes de ti y si alguna de ellas ha tenido enfermedades de transmisión sexual para que tú puedas tomar las medidas preventivas necesarias.

Condones:

En general, ellos reducen la incidencia de todas las enfermedades de transmisión sexual.

Pero también recuerda que la zona que queda desprotegida por el condón, pudiera ser asiento de lesiones y se podría dar la transmisión.

Vacunas:

Estas representan una de las mejores alterativas actualmente.

Hay de dos tipos: Profilácticas y terapéuticas.

Las profilácticas son para evitar la infección por el virus porque son capaces de neutralizar la infección o sencillamente, impiden que suceda.

Las terapéuticas, son usadas en personas que ya se encuentran infectadas con el objetivo de mitigar la infección.

 

Vacuna contra el VPH


El VPH en mujeres es una enfermedad común que la mayoría de las veces no ocasiona ningún tipo de síntoma. La principal forma de transmisión es por el contacto sexual, por lo que la mejor forma de prevenir la infección es mediante la práctica de una vida sexual saludable. La lesión típica de esta infección es el condiloma acuminado que puede presentarse tanto en piel como en mucosas.

Te recomiendo leer:

Procedimientos diagnósticos en ginecología.


Cáncer de cuello uterino, todo lo que debes saber.

 

Fuente: este post proviene de Megamedico, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Envía una notificación de una presunta infracción de derechos. También puedes hacerlo a través de nuestro formulario de contacto.
¿Qué te ha parecido esta idea?
Esta información nunca debe sustituir a la opinión de un médico. Ante cualquier duda, consulta con profesionales.

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Recomendamos

¡No te pierdas nuestra selección diaria!

Suscríbete y recibirás en tu correo nuestras mejores ideas

Suscríbete ahora

Relacionado

Salud Terapias/Tratamientos calendario ...

VPH. Todo lo que debes saber sobre esta vacuna

El virus del papiloma humano, también conocido como VPH o HPV, es un tipo de virus que se transmite mediante las relaciones sexuales. Existen casi 100 tipos de virus VPH distintos y es una de las enfermedades más comunes que existen de transmisión sexual. Además, dependiendo del tipo de papiloma tendrán una sintomatología u otra, incluso los hay que no dan ningún síntoma pero no significa que no e ...

ets its sifilis ...

Día del sexo: Sífilis

Imagen: NeoGaboX/Flickr La sífilis es una de las más conocidas enfermedades de transmisión sexual (ETS), una infección provocada por una bacteria. Puede afectar a ambos sexos indistintamente manifestándose en el área genital, los labios, la boca y/o el ano. La forma más habitual de contagiarse es a través del contacto mediante relaciones sexuales, pero también puede trasmitirlo una mujer embaraza ...

cancer de cervix cirugía clinica sanabria ...

Todo sobre el VPH: Virus del Papiloma Humano

Magdalena Lechuga Villena, cirujana ginecológica en Clínica Sanabria habla sobre el VPH (Virus del Papiloma Humano) a través de una entrevista concedida al periódico Ideal. Sin duda este es un tema de actualidad y del que debemos estar informadas como mujeres, no solo por el desconocimiento vigente, si no por sus consecuencias por culpa de una intervención tardía. Os invitamos a leer esta entrevis ...

cáncer de cervix virus del papiloma humano general

Enfermedades que causa el virus del papiloma

Ya hemos conversado sobre el virus del papiloma humano en artículos anteriores, ahora lo que nos trae es saber cuales son las enfermedades que causa ese virus. Sabemos que hay alrededor de más de 100 virus y que es una enfermedad exclusiva de transmisión sexual que la padecen tanto hombres como mujeres, y quien la adquiera, con el paso del tiempo, le desencadena una serie de enfermedades. Pongamos ...

cancer de cuello uterino flujo vaginal mujer

Detección del cancer de cuello uterino

1. Que es? Es el conjunto de actividades, dirigidos a todas las mujeres entre 25 y 69 años o mujeres menores de 25 años con tres o más años de vida sexual activa, para la toma de citología Vaginal. (imagen de ADAM) 2. Factores de Riesgo para el cancer de cuello uterino: Virus del papiloma humano (VPH) Enfermedades de transmisión sexual Tabaquismo Anticonceptivos orales (ACOS) por mas de 5 años Mul ...

Lo que hay que saber sobre la vacuna del HPV en adolescentes

HPV es una sigla en inglés: Human Papillomavirus, que se traduce al español como virus del papiloma humano o papilomavirus humano. Es un virus que se subdivide en más de 100 tipos diferentes. Cada tipo recibe un número, por ejemplo: 6, 11, 16, 18… En la comunidad médica se sabe que algunos tipos son más agresivos (oncogénicos) que otros. Además, cada tipo puede causar diferentes manifestaciones cl ...

relaciones sexuales enfermedades de transmisión sexual citología ...

¿Conoces el virus del papiloma humano?

Seguramente en alguna ocasión hayas oído hablar de él pero no te hayas preocupado mucho, bien porque tengas una pareja estable o bien, porque siempre mantengas relaciones sexuales seguras. De todas formas, nunca está de más conocer un poco sobre las enfermedades de transmisión sexual. Ésta consiste en una infección que en el 90% de los casos acaba desapareciendo. En rara ocasión desemboca en un cá ...

Infeccioso Salud de la Mujer Sin categoría ...

Papiloma humano

El virus del  papiloma humano  o papilomavirus  (VPH), con estos dos nombres,  nos referimos a un grupo de unos 150 virus relacionados entre sí, y que se caracterizan por poder causar  papilomas (verrugas) y algunos, que son de alto riesgo oncogénico, tumores. ¿Qué es el papiloma humano? El papiloma humano es un virus de los que existen más de 150 tipos diferentes y todos se caracterizan por poder ...

papiloma humano en hombres papiloma humano en mujeres que es vph ...

Virus del papiloma humano - VPH - ¿Qué es? - Síntomas de Papiloma humano

Virus del Papiloma Humano - VPH - ¿Qué es el papiloma humano? Existen más de 100 tipos de virus de papiloma humano (VPH). La mayoría de ellos son inofensivos, pero se calcula que alrededor de 30 tipos, se asocian con un incremento en el riesgo de padecer cáncer, tanto entre hombres como mujeres. ¿Como se transmite el papiloma humano (VPH)? Los virus de papiloma humano afectan los genitales y se ad ...