Salud

Salud y Bienestar Blog Idea guardada 2 veces
La valoración media de 1 personas es: Buena

¿Es recomendable la depilación láser estando embarazada?



El embarazo y el periodo de lactancia es una etapa de la vida que genera muchas dudas entre las mujeres. Quieres que tu rutina diaria no afecte al desarrollo de tu bebé y te cuestionas muchas cosas que antes te pasaban desapercibidas. Como, por ejemplo, ¿puedo hacerme la depilación láser estando embarazada?

Y es que, muchas de las dudas que surgen tienen que ver con los tratamientos de belleza que puedes realizar durante la gestación y lactancia. Son momentos en los que la química de tu cuerpo cambia y comienzan a aparecer vellos en zonas en las que antes no había.

Por eso, es normal, que una de las dudas más extendidas entre las mamás sea si es aconsejable seguir con el tratamiento de láser durante el embarazo y la lactancia.

Depilación láser durante el embarazo

En este aspecto la respuesta es clara; es totalmente desaconsejable que continúes con tus sesiones de depilación láser durante el embarazo. El motivo es que durante los nueve meses que vas a estar gestando a tu bebé tu cuerpo generará una gran cantidad de hormonas que van a afectar, directamente, al ciclo natural de tu vello. Seguro que has escuchado en más de una ocasión cómo a muchas mujeres se les cae el cabello durante el embarazo o les crece más rápido de lo habitual. Incluso es normal que aparezca vello en lugares donde antes no había.

Además, estos cambios hormonales también van a afectar a tu piel, pudiendo hacerla más sensible y, por tanto, no apta para los tratamientos de láser. Lo mismo ocurre, también, con la cera y con algunas cremas depilatorias. Durante el embarazo, lo mejor es que elimines tu vello con cuchilla para evitar irritaciones o alergias en la piel. No es que sea un problema grave, pero sí puede resultar muy molesto. Sobre todo, si tenemos en cuenta que la cantidad de medicamentos que puedes tomar durante el embarazo es limitada.

En cualquier caso, si has acudido a alguna cita en tu clínica de depilación habitual antes de saber que estabas esperando un bebé, no te preocupes. A pesar de que la depilación láser no es compatible con un embarazo, no existe ningún riesgo para el feto. Las precauciones que se toman en este periodo son siempre para proteger a la madre de posibles efectos secundarios en su piel. Así que tranquila. Si has tomado alguna sesión estando embarazada bastará con que las suspendas hasta después de dar a luz.

Depilación láser durante la lactancia

Viendo que el motivo por el que se desaconseja la depilación láser durante el embarazo es el cambio hormonal que se producen en el cuerpo de la mujer, es lógico pensar que la depilación láser durante la lactancia tampoco sería recomendable por precaución.

Es fundamental, por tanto, que adviertas en el centro al que acudes que estás dando pecho a un bebé para retrasar tus sesiones.

También debes tener en cuenta que todo ese vello que te ha salido durante el embarazo y que se mantiene durante la lactancia, sigue ahí por las hormonas que produce tu leche. Es decir, que una vez que dejes de dar el pecho se caerá solo. Lo que esto quiere decir es que, si acudes a realizarte una sesión de depilación láser en esa zona, estarás aplicando un tratamiento a unos vellos que se te caerán solos en unos meses.

Las mamás que dan pecho a sus hijos durante los primeros meses suelen esperar a terminar para reanudar sus sesiones de láser.

Así que ya lo sabes. Si estás planeando tener un hijo, aunque no existe en principio peligro para el feto, es recomendable que por precaución no realices ninguna sesión de depilación láser durante el embarazo y lactancia para no arriesgarte a sufrir efectos secundarios en tu piel. Podrás volver reanudar tu tratamiento de depilación láser habitual una vez te hayas recuperado del parto y terminado con el periodo de lactancia.

 
Fuente: este post proviene de Salud y Bienestar Blog, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?
Esta información nunca debe sustituir a la opinión de un médico. Ante cualquier duda, consulta con profesionales.

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Recomendamos