Salud

Desayuno Para Diabéticos Idea guardada 6 veces
La valoración media de 6 personas es: Muy buena

Embarazada y con diabetes gestacional, ¿qué debo hacer?

¿En qué consiste la diabetes gestacional?

Conocemos diversos casos de diabetes, pero en este caso, la abordaremos principalmente en su desarrollo iniciado en la etapa de gestacional (o mayormente conocida como el embarazo) de la mujer.

En cuanto a este tipo de diabetes en particular, se trata del mismo diagnóstico de la diabetes en los otros tipos: el nivel de azúcar o glucosa en la sangre es muy elevado y esto, por claras razones, no es bueno ni para la mujer que lo padece, ni para su bebé.


Diagnosticar esta enfermedad se da casi siempre sobre la última etapa del embarazo y, en caso de que sea diagnosticada antes, se le atribuye al hecho de que su diabetes sea previa a su etapa gestacional.

La diabetes gestacional debe ser tratada a tiempo y de una manera controlada, ya que no sólo implica su salud, sino también la de su primogénito.

Se hace necesario entonces realizar el tratamiento óptimo que controle su nivel de azúcar en la sangre, de tal manera que su bebé también se encuentre controlado.

Dentro de su plan obligatorio de control del embarazo, es pertinente contar también con un equipo que atienda su salud advirtiendo las necesidades que se presenten debido a la diabetes gestacional que presente.

Un médico experto en el tema de diabetes y educación para la comprensión y tratamiento de la misma, se hacen necesarios en el momento de acatar tus parvedades,

Al igual que un nutricionista que contribuya en la creación y control de un plan de alimentación óptimo para apoyar significativamente en la mejora de su salud y la de su bebé.


¿A qué debo el que sufra de diabetes gestacional?

Como ya es bien sabido, la diabetes surge a partir de un principio básico y es la falta de insulina en el cuerpo o la no correcta utilización de la misma, hormona encargada de convertir la glucosa en energía y, de esa manera, controlar los niveles de azúcar en la sangre.

En el embarazo, al producirse un cambio importante de todos los procesos y funciones que desempeñan nuestros órganos en nuestro cuerpo, podemos experimentar una pérdida o una producción insuficiente de insulina, con lo cual estamos propensas a sufrir de este problema que tanto aqueja a nuestro sistema.

Caso concreto que se da durante la etapa de gestación, es que nuestro cuerpo produce muchas más hormonas y sufre cambios importantes como el aumento de peso.

Estos cambios generan que las células de nuestro cuerpo, no usen de forma efectiva la insulina que reciben y a esto, particularmente se le denomina “resistencia a la insulina”, lo cual desemboca en una necesidad de esta hormona en nuestro cuerpo, cuya demanda no podrá suplir el páncreas, por lo cual lleva de forma irreversible a padecer de diabetes gestacional.  

Generalmente, hay casos donde algunas mujeres tienen resistencia a la insulina antes de quedar en embarazo, esto suele darse porque sufren de sobrepeso.

Teniendo en cuenta este dato, estas mujeres presentan desde el inicio la etapa gestacional, una necesidad mayor de insulina, lo cual las convierte en una población mayormente propensa a padecer de la llamada diabetes gestacional.


¿De qué forma soy más propensa a sufrir de diabetes gestacional?

El tener sobrepeso, es una de las causas más comunes para padecer durante el embarazo de diabetes gestacional.

Si padece igualmente de síndrome de ovario poliquístico, si su madre, padre o alguien de su familia con grado de consanguineidad cercano padecen de diabetes tipo dos, si ya ha presentado un cuadro de diabetes gestacional en embarazos anteriores, si en su anterior embarazo dio a luz a un bebé con un peso mayor a nueve libras, o si tiene síntomas o presenta cuadro prediabético (donde el nivel de azúcar en su sangre están más altos de lo normal pero no son lo suficientemente altos como para deducir que es diabética).

Estas son algunas de las causas más comunes donde puede desencadenarse la diabetes gestacional, controlarlo y velar por la salud de su bebé y la suya, es una responsabilidad que se debe adquirir desde el inicio hasta el final del embarazo, incluso porque aún después de la etapa de gestación y de haber dado a luz, su hijo y usted serán más propensos a sufrir de diabetes.


¿Cómo evitar o reducir las probabilidades de una diabetes gestacional?

Lo importante a tener en cuenta, si es el caso de que planeas quedar en embarazo, y cumples algunas de las características anteriormente expuestas.

Es necesario en primera instancia reducir el exceso de peso, propendiendo tanto por una dieta rica en frutas, verduras, proteínas y vitaminas, como aumentando la regularidad de tu actividad física.

Esto se hace preciso para ayudar a su cuerpo a mejorar el uso de la insulina, con lo cual, a su vez, contribuirá a reducir en gran medida los niveles de azúcar en la sangre.


¿De qué manera se detecta la diabetes gestacional?

La diabetes gestacional se puede detectar gracias a diversas pruebas a las que debe someterse cualquier mujer que esté en la etapa gestacional.

Entre ellas están, la prueba de tolerancia a la glucosa, la cual trata principalmente de ingerir una bebida azucarada verificando, una hora después el nivel de glucosa en la sangre y, si esta prueba da como resultado estar por encima del nivel normal, se procede a realizar la prueba oral de tolerancia a la glucosa, la cual demanda el ayuno por al menos ocho horas antes de realizar dicha prueba.

Antes de iniciar la prueba, se verifica el nivel de azúcar en la sangre e inmediatamente después deberá ingerir una bebida azucarada para hacer un control posterior cada una, dos y hasta tres horas después.


¿En qué medida se ve afectado mi bebé si sufro de diabetes gestacional?

En caso de exceso de glucosa en la sangre, y al no ser controlada, puede acarrear que su bebé presente el mismo exceso, adicional a esto, ese exceso de glucosa en la sangre de su bebé se almacenará como grasa e implicará que su bebé nazca con un peso mayor de lo normal.
 

Fuente: este post proviene de Desayuno Para Diabéticos, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?
Esta información nunca debe sustituir a la opinión de un médico. Ante cualquier duda, consulta con profesionales.

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Recomendamos